El Español
Actualidad
|
Galicia

Feijóo ve "razonable" adelantar el toque de queda a las 18.00 horas como hizo Francia

El presidente de la Xunta prevé que los próximos meses serán "muy duros" y recomienda salir de casa solo para cuestiones esenciales: ir al trabajo, al colegio y hacer la compra indispensable
Alberto Núñez Feijóo durante su intervención en Espejo Público
Espejo Público
Alberto Núñez Feijóo durante su intervención en Espejo Público

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha asegurado este viernes que no es un "disparate" adelantar el toque de queda a las 18.00 como ya hizo Francia. Por el momento, desde hoy, en Galicia, el toque de queda se adelanta a las 22.00 horas (hasta ahora estaba fijado para las 23.00), así que desde esa hora hasta las 6.00 horas ningún gallego podrá salir a la calle (salvo causas justificadas).

Durante su intervención en el programa Espejo Público de Antena 3, el presidente gallego, a diferencia de algunos de sus homólogos en otras comunidades autónomas, ha descartado por el momento un confinamiento domiciliario en Galicia: "Nosotros en este momento no prevemos el confinamiento".

Feijóo cree que los presidentes autonómicos deberían tener herramientas para acometer propuestas de confinamiento en un municipio o comunidad autónoma y también poder adelantar el toque de queda a las 18.00 horas, como ya hizo Francia. "Esa propuesta es razonable pero de momento no podemos tomarla porque el Gobierno no nos lo permite", explica.

Presión hospitalaria

Feijóo ha pedido que se extremen las precauciones ante el coronavirus porque "estamos en un situación muy preocupante". De hecho, según ha indicado, las UCIs de los hospitales gallegos "ya están muy tensionadas" y los hospitales de A Coruña, Ferrol y Santiago ya han empezado a suspender operaciones no urgentes debido a la presión hospitalaria de esta tercera ola de Covid- 19.

"Lo que queda del mes de enero, febrero y marzo van a ser muy duros para la sanidad”, ha afirmado el presidente de la Xunta, que cree que solo estamos ante el inicio de la tercera ola. Lo peor, atisba, todavía está por llegar, pues advierte que en las próximas semanas "seguirá subiendo la ocupación UCI, así como el número de infectados".

Consecuencias de las navidades

Estos datos se deben en buena parte a la "interacción enorme" que hubo en Navidad. Feijóo ya manifestó antes de las fiestas navideñas que era un error permitir la reuniones con allegados y recomendaba que, como máximo, los encuentros se limitasen a dos unidades familiares. También considera que fue un error no haber previsto que la cepa y el virus se acomodan y mutan.

Ante la situación "muy compleja" que se prevé para las próximas semanas, Feijóo asegura que si los ciudadanos quieren cuidarse "la única solución es tan solo salir a trabajar, al colegio o a hacer una compra indispensable y el resto quedarnos en casa".

Actualidad