Varias personas esperan en el aeropuerto internacional de Funchal.

Varias personas esperan en el aeropuerto internacional de Funchal. EFE

Europa Portugal

Más de un centenar de españoles siguen atrapados en el aeropuerto de Madeira

Los fuertes vientos que azotan la isla desde el pasado viernes han obligado a cancelar 160 vuelos.

Más de un centenar de españoles siguen atrapados en la isla portuguesa de Madeira, azotada desde el pasado viernes por fuertes vientos que han obligado a cancelar 160 vuelos.

Pese a que comenzó hoy a recuperar parcialmente la normalidad con la llegada y salida de varias aeronaves por la mañana, por la tarde la situación meteorológica volvió a complicarse con la cancelación de varios vuelos.

A lo largo de esta mañana al menos seis aviones han aterrizado en el aeropuerto internacional de Funchal, tres de ellos procedentes de España, y otros siete han despegado, uno de ellos hacia la isla de Gran Canaria.

Se trata de "importantes mejorías" en la situación, que aún no está plenamente normalizada, dijeron a Efe fuentes de la gestora de los aeropuertos portugueses, ANA. Pese a las mejorías, muchos vuelos no han podido despegar y muchos españoles siguen atrapados en la isla. 

Es el caso del español Miguel Ángel Moya, que debía haber tomado este lunes un vuelo de Iberia que finalmente no pudo despegar. Moya, que ha pasado la noche en un albergue y que desconoce cuándo podrá tomar un vuelo a España, sostiene en declaraciones a Efe que aún permanecen numerosos pasajeros de Iberia en la isla lusa.

Para que todos ellos regresen lo antes posible, considera necesario que haya un refuerzo de la aerolínea y lleguen más aviones o aparatos de mayor capacidad. "Es una cuestión de matemática, si estamos esperando todos aquí y el avión no tiene capacidad para que regresemos todos, tendrán que venir más o de mayor capacidad", dice.

Los pasajeros se quejan, sobre todo, de la falta de información. "Nadie nos dice nada, no sabemos si nos van a dar un hotel para pasar la noche o no, si vamos a poder volar mañana o no, no hay nadie de Iberia para informarnos sobre qué va a pasar", dice Gonzalo Castilla a EL ESPAÑOL.

Su vuelo, en el que viajaba junto a tres personas más, estaba programado para las 18.00 horas de este martes con destino Madrid pero se ha cancelado y no hay previsión de cuándo podrá volver a España. "Mañana nos tocará volver aquí y preguntar si hay vuelo, a qué hora, o cómo hacemos. Porque no nos dicen nada más", cuenta.

Vuelos adicionales

Air Nostrum, aerolínea franquiciada de Iberia, había programado dos vuelos adicionales para este martes, para traer de vuelta a los pasajeros que están atrapados en la isla desde el sábado.

"Teníamos a 292 personas que tenían que haber vuelto a lo largo de estos días y no han podido, así que  teníamos un operativo montado para el día de hoy con dos vuelos adicionales además del regular. El de por la mañana ha podido despegar pero los otros no. Ahora mismo tenemos a cerca de 190 pasajeros allí", cuenta una fuente de la aerolínea a EL ESPAÑOL. 

La aerolínea espera poder operar mañana a medio día. "Pero todo va a depender de las condiciones meteorológicas. Nuestras previsiones son esas, esperamos poder cumplirlas", añade.

Los vientos sobre la isla de Madeira, fenómeno de cierta frecuencia que dificulta el funcionamiento del aeropuerto de Funchal, se reforzaron bruscamente el sábado y comenzaron a remitir al final del lunes.

La situación afectó los planes de alrededor de 22.000 pasajeros, muchos de los cuales han debido pasar jornadas enteras en el aeropuerto a la espera de noticias, una situación que ha provocado numerosas quejas.