La lava, visible en el volcán Agung.

La lava, visible en el volcán Agung. Reuters

Asia

Cien mil evacuados por la inminente erupción del volcán Agung en Bali

La alerta se ha elevado a cuatro, su nivel máximo y el aeropuerto se ha cerrado. La última erupción del volcán fue hace 54 años y mató a más de 1.000 personas.

Indonesia ha cerrado este lunes el aeropuerto en la turística isla de Bali y ordenó evacuar a 100.000 residentes que viven cerca de un volcán que está arrojando columnas de cenizas, avisando de que la primera gran erupción en 54 años podría ser "inminente".

Cierran el aeropuerto en Bali por la erupción del volcán.

El aeropuerto permaneció cerrado durante 24 horas, interrumpiendo 445 vuelos y afectando a unos 59,000 pasajeros, después de que el Monte Agung, que mató a cientos de personas en 1963, empezara a arrojar cenizas volcánicas al cielo. Los funcionarios han dicho que las cancelaciones podrían extenderse.

"Las columnas de humo a veces van acompañadas de erupciones y el sonido de explosiones débiles puede escucharse hasta a 12 km del pico", ha señalado la Agencia de Mitigación de Desastres (BNPB) en un comunicado después de elevar la alerta de tres a su nivel más alto de cuatro.

"El potencial para una erupción más grande es inminente", ha dicho, refiriéndose a un brillo visible de magma en la cima del Monte Agung durante la noche, y advirtiendo a los residentes a evacuar una zona de peligro en un radio de 8-10 km.

Sutopo, portavoz de BNPB, dijo que hasta el momento no ha habido víctimas y que 40,000 personas abandonaron el área, pero que aún hay decenas de miles que necesitan mudarse.

Las imágenes de video compartidas por la agencia mostraron flujos de lodo volcánico en la ladera de la montaña, que transporta barro y rocas grandes y puede destruir casas, puentes y carreteras en su camino.

Bali, famosa por sus olas, playas y templos, atrajo a casi 5 millones de visitantes el año pasado, y su aeropuerto sirve como centro de transporte para las islas en el archipiélago oriental de Indonesia.

Pero el turismo se ha desplomado en partes de Bali desde septiembre cuando los temblores volcánicos de Agung comenzaron a aumentar y el nivel de alerta se elevó al máximo antes de reducirse en octubre cuando la actividad sísmica se calmó.

"Estoy realmente preocupada. Quizás iré a algún lugar seguro del sur, para evitar quedar atrapado por la lluvia de cenizas", cuenta Maria Becker, una turista alemana que se aloja en Amed, a unos 15 km del volcán.

A 3.000 metros de altura

El volcán Agung se eleva majestuosamente sobre el este de Bali a una altura de poco más de 3.000 metros. 

El Centro de Vulcanología y Mitigación de Desastres Geológicos de Indonesia (PVMBG), que utiliza drones, imágenes de satélite y otros equipos, ha explicado que las predicciones eran difíciles en ausencia de grabaciones instrumentales de la última erupción, hace 54 años.

En 1963, una erupción de Agung mató a más de 1.000 personas y arrasó varias aldeas arrojando material piroclástico, ceniza caliente, lava y lodo.

Las grabaciones ahora muestran que el área noreste del pico de Agung se ha hinchado en las últimas semanas "lo que indica que hay una presión bastante fuerte hacia la superficie", dijo PVMBG.

Advirtió que si ocurriera una erupción similar, podría enviar rocas más grandes que el tamaño de un puño hasta 8 km desde la cumbre y gas volcánico hasta una distancia de 10 km en tres minutos.

Sin embargo, algunos análisis sugieren que la amenaza no debería ser tan grande esta vez porque "la energía en la cámara de magma del Monte Agung no es tan grande" y la columna de cenizas solo una cuarta parte tan alta como los 20 km alcanzados en 1963, dijo Sutopo.

"Check-in cerrado"

El aeropuerto de Bali, a unos 60 km del volcán, permanecerá cerrado durante 24 horas, dijo su operador.

Se han preparado diez aeropuertos alternativos para que las líneas aéreas dividan los vuelos de entrada, incluso en las provincias vecinas. Virgin Australia Holdings Ltd dijo que cancelaba vuelos el martes, mientras que Jetstar estaba ofreciendo intercambiar boletos con destino a Bali para otros destinos.

Imágenes de televisión mostraron a cientos de turistas acampados dentro de la terminal del aeropuerto, algunos durmiendo en sus bolsas, otros usando teléfonos móviles.

"Hemos estado aquí (en Bali) durante tres días, estamos a punto de partir, pero descubrimos que nuestros vuelos han sido cancelados. No tenemos información porque las puertas, los registros, se han cerrado indefinidamente", ha contado Carlo Oben de Los Angeles.

Cover-More, la mayor aseguradora de viajes de Australia, dijo en su sitio web que los clientes solo estarían cubiertos si hubieran comprado pólizas antes de que la alerta de volcanes se emitiera por primera vez el 18 de septiembre.