Germán Ferrer en una imagen de archivo

Germán Ferrer en una imagen de archivo E.E.

América Crisis política en Venezuela

El chavismo también quiere purgar al marido de la fiscal rebelde

Varios miembros de la Constituyente piden encarcelar a Germán Ferrer y le acusan de estar vinculado a una red de extorsión. 

El chavismo sigue estrechando el cerco a la oposición y apunta ahora a Germán Ferrer, diputado y esposo de Luisa Ortega, la fiscal rebelde recientemente destituida por Nicolás Maduro. 

Varios miembros de la Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela, integrada solo por chavistas, han reclamado al Ministerio Público levantar la inmunidad parlamentaria a Ferrer y encarcelarlo por su presunta vinculación con una red de extorsión.

El dirigente oficialista Diosdado Cabello dijo que las autoridades venezolanas han solicitado a la Fiscalía "privar de libertad" a Ferrer y a otros fiscales cuyo nombre aparece en una lista en la que se les vincula a una supuesta red de extorsión.

Cabello dijo que en la Fiscalía General bajo la gestión de Ortega (2007-2017) operó una "gran red de extorsión" que cobraba millones de dólares a personas vinculadas con hechos delictivos para evitar ser procesados por la Justicia.

Germán Ferrer, diputado del partido del Gobierno (PSUV), es una de las voces más autorizadas del llamado chavismo crítico. En una entrevista con este periódico, el parlamentario pronosticó que la historia juzgará a Nicolás Maduro como a "un cobarde que pudo evitar una tragedia y no lo hizo".