Tomás Gómez y una de las facturas de la sociedad de Lorenzo Sánchez.

Tomás Gómez y una de las facturas de la sociedad de Lorenzo Sánchez. EL ESPAÑOL

Tribunales INVESTIGACIÓN

La empresa de Lorenzo Sánchez y Marjaliza financió la campaña de Tomás Gómez en Parla

Proveedores de servicios electorales facturaron a Gesintra 2001 SL hasta 11 facturas por un valor superior a los 240.000 euros.

Daniel Montero Carmen Lucas-Torres

La empresa que  Lorenzo Sánchez Gil compartía con el empresario David Marjaliza financió parte de la campaña de Tomás Gómez al PSOE de Parla en 2003, según las investigaciones de la Audiencia Nacional. 

En el arranque de la operación Púnica, una persona de la máxima confianza del empresario David Marjaliza entregó al juez Eloy Velasco facturas que probarían dicha financiación irregular a través de la sociedad Gesintra 2001 SL, de la que Lorenzo Sánchez era socio en un 25%. El resto de las acciones estaban en manos de  Marjaliza y su socio José Luis Cápita, además de Agustín Alonso Conesa, hermano del exalcalde de Cartagena por el PSOE José Antonio Alonso Conesa

Factura de Gesintra 2001 SL por un vídeo promocional.

Factura de Gesintra 2001 SL por un vídeo promocional.

Según publicó este diario en diciembre de 2015, la sociedad de Lorenzo Sánchez y Marjaliza habría permitido financiar la campaña electoral de Tomás Gómez en Parla en las elecciones de 2003 con un sobrecoste de más de 240.000 euros sobre el montante permitido por el Tribunal de Cuentas. Distintas empresas proveedoras de servicios electorales giraron según la documentación del caso, hasta 11 facturas a la sociedad de Sánchez y Marjaliza, que habría pagado finalmente dicho sobrecoste bajo conceptos que no se correspondían en nada con su actividad, la inmobiliaria. Cabe recordar que en esas fechas y por medio de dos cooperativas, Marjaliza se hizo con los contratos de suelo para promover más de 500 viviendas de protección pública en Parla.

A las preguntas de este diario, Lorenzo Sánchez mantuvo que, pese a ser propietario de la empresa a partes iguales con el resto de sus socios, nunca participó de forma activa en la gestión empresarial. Sin embargo los registros mercantiles reflejan que ocupó el cargo de vicepresidente de la sociedad hasta su salida de la constructora en 2006.

EL ESPAÑOL desveló este lunes que en esas mismas fechas y desde el Ayuntamiento de San Martín de la Vega, Lorenzo Sánchez negoció con otra empresa de Marjaliza la elaboración de un pliego de condiciones para un concurso público que finalmente nunca se presentó. Una licitación de cinco millones de euros a la que pensaba presentar oferta esa misma empresa.

Factura girada a Gesintra SL en 2003.

Factura girada a Gesintra SL en 2003. EL ESPAÑOL

El candidato fallido

A pesar de dichas vinculaciones de Lorenzo Sánchez con la trama Púnica, investigada en la Audiencia Nacional desde 2015, el PSOE confió en él para presentarle como número diez de la lista al Congreso de los Diputados con Pedro Sánchez a la cabeza.

Después de publicar EL ESPAÑOL las vinculaciones del candidato y la trama Púnica su renuncia no se ha hecho esperar. Según su comunicado de dimisión, se ha tratado de una decisión personal para "poder defender su honor y honradez desde fuera de las instituciones públicas a las que afirma respetar profundamente". De hecho, Sánchez no ha sido nunca imputado en la operación Púnica. La misma operación a la que al empresario David Marjaliza se le encontraron en casa varios resguardos de cheques librados directamente a nombre del político y excandidato del PP. 

Factura de Gesintra 2001 SL por montaje de carpas, menaje...

Factura de Gesintra 2001 SL por montaje de carpas, menaje...