Dos detenidos, acusados de homicidio imprudente.

Dos detenidos, acusados de homicidio imprudente. Emergencias Madrid

Sucesos

El joven conductor que arrolló y mató a un niño en Madrid no tenía carné

El autor de 18 años ha dado negativo en la prueba de alcohol y drogas y tanto él como el dueño del coche permanecieron en el lugar hasta que llegaron los agentes. Además han resultado heridas otras tres personas, todos de nacionalidad china.

E.E. | AGENCIAS

Un niño de tres años ha muerto en la noche de este domingo atropellado tras empotrarse un vehículo en una tienda de alimentación en el barrio madrileño de Usera, según han informado a Europa Press fuentes de Emergencias Madrid. El conductor, un joven de 18 años, no tenía carné de conducir.

El vehículo se ha estrellado contra la tienda, situada en el número 26 de la calle Mezquita, por causas que se desconocen por el momento, en un suceso que se ha saldado además con otros tres heridos, todos ellos en estado leve.

El niño, que fue atropellado por el coche, entró en parada cardiorrespiratoria y los efectivos de SAMUR-Protección Civil sólo pudieron confirmar su fallecimiento.

Los heridos son el padre del menor, de 36 años, trasladado al Hospital 12 de Octubre por posible traumatismo abdominal, la hermana, de once años y atendida por cortes por cristales en los brazos y la espalda, y un amigo de la familia, de 37 años y quien ha sufrido una brecha en la cabeza.

El conductor ha dado negativo en la prueba de alcohol y drogas y tanto él como el dueño del coche permanecieron en el lugar hasta que llegaron los agentes.

Dos detenidos

Al dueño del vehículo, español de 21 años y arrestado por la Policía Nacional, se le imputan los delitos de homicidio imprudente, lesiones, daños y contra la seguridad vial, ha confirmado a Efe la Jefatura Superior de Policía.

Al conductor, también español y de 18 años, se le imputan los delitos de homicidio imprudente y contra la seguridad vial por parte de los agentes de la Policía Municipal que le arrestaron.

Psicólogos de SAMUR-Protección Civil ha atendido a la hermana y a la madre del niño, de 35 años, quien ha sufrido una crisis de ansiedad. Todos los heridos son de nacionalidad china.

En el lugar del suceso han trabajado bomberos del Ayuntamiento, que han evaluado los daños y han analizado los escombros en busca de otras posibles víctimas. Policía Municipal se ha hecho cargo de la investigación.