Rajoy, en el pleno de este martes en el Senado.

Rajoy, en el pleno de este martes en el Senado. Kiko Huesca Efe

Política Proceso soberanista

Rajoy: la Generalitat está "a las órdenes de los más radicales de Cataluña"

El presidente asegura en el Senado que el Gobierno catalán ha liquidado toda la legalidad vigente en dos días y le acusa a de amenazar a periódicos y alcaldes.

Jorge Sáinz

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha acusado al PDeCAT de estar "a las órdenes de los más radicales y extremistas de Cataluña", en referencia al peso de la CUP en el proceso separatista. Así ha respondido Rajoy al senador Josep Lluís Cleries en la sesión de control al Gobierno celebrada este martes en la Cámara Alta. 

"Ustedes han dividido a la sociedad catalana, han amenazado a periódicos y alcaldes", ha dicho Rajoy. "No echen la culpa a los demás de sus propios actos".

Cleries, por su parte, ha acusado a Rajoy de querer "suspender la democracia" y liquidar las instituciones propias de Cataluña. El senador catalán ha dicho que el referéndum no es ilegal. Y ha dicho que Rajoy no puede defender la democracia, porque rompió el pacto constitucional con su recurso al Tribunal Constitucional y la recogida de firmas contra el Estatuto de Cataluña.

"Usted vendió Cataluña a cambio de votos", ha asegurado. "Usted dinamitó la convivencia y recoge los frutos de estos errores".

Rajoy le ha recordado a Cleries que el PP y Convergéncia pactaron dos presupuestos en Cataluña tras las elecciones del 2010. "Eso fue después de las firmas y todas esas cosas que usted ha dicho", ha señalado. El presidente ha explicado que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, nunca quiso negociar y que en este tiempo ha tomado dos decisiones. Por un lado, negarse a permitir el referéndum y, por otro, atender los vencimientos de deuda y el pago a proveedores de la Generalitat durante los últimos cinco años.

El portavoz del PSOE en el Senado, Ander Gil, también ha preguntado a Rajoy sobre Cataluña. Gil ha reiterado el apoyo de su partido al Estado de Derecho y la unidad nacional. Y ha pedido a Rajoy abrir un diálogo sobre el futuro territorial de España.