Momentos de tensión en la plaza de Callao de Madrid.

Momentos de tensión en la plaza de Callao de Madrid. EP

España

La tensión de las protestas por el 'procés' se traslada a Madrid y deja un policía herido de gravedad

Una manifestación convocada en la tarde del sábado terminó en disturbios que llevaron a los agentes a desalojar la céntrica plaza de Callao. 

Noticias relacionadas

Este fin de semana la tensión por las protestas contra la sentencia del procés se ha trasladado también a las calles de la capital, Madrid. En la tarde de este sábado, una manifestación en apoyo al independentismo catalán acababa en disturbios con tres agentes de policía heridos, uno de ellos con un corte grave en la pierna, y también varios manifestantes con diversas lesiones y contusiones leves.

Desde que el pasado lunes se diera a conocer la sentencia del procés, la tensión se ha trasladado a las calles de las principales ciudades catalanas con manifestaciones independentistas multitudinarias en las que se han vivido cruentos enfrentamientos entre grupos separatistas radicales, Policía y Mossos; y también entre grupos ultraderechistas.

Aunque las principales marchas han tenido lugar en Cataluña, también ha habido convocatorias en otras ciudades, como San Sebastián o Madrid, donde este sábado se vivieron momentos de tensión en las calles más céntricas de la ciudad.

Momento en el que se producen las cargas en Callao.

Los altercados y las cargas policiales en Madrid se produjeron después de que un centenar de manifestantes trataran de cortar la Gran Vía y se saldaron con al menos un detenido y trece heridos, tres de ellos policías. Uno de ellos, resultaba herido de gravedad con un corte profundo en la pierna producido por un arma blanca. 

Además de este agente, otro resultó herido con una posible rotura de clavícula y un tercero habría recibido un fuerte golpe en la cabeza que requirió atención médica. 

"Amnistía para los presos políticos"

Los enfrentamientos entre manifestantes y las fuerzas de seguridad se han producido en torno a las 20.30, una hora después de que finalizase una marcha de 4.000 personas que este sábado, como cada año, ha pedido la "amnistía de todos los presos políticos".

Las cargas se han iniciado en Gran Vía, cuando varios centenares de manifestantes han intentado cortar esta avenida y la Policía Nacional ha cargado contra ellos. Posteriormente, los manifestantes han cogido sillas y mobiliario de una terraza y los han arrojado contra los agentes, provocando que uno de los policías resultase herido.

Durante los altercados un hombre fue detenido en Callao. Después, los momentos de tensión y las cargas se trasladaron a la calle Preciados, mientras que la Policía Nacional tuvo que desalojar la plaza de Callao, con mobilario tirado, y una treintena de furgones policiales han cortado el tráfico en Gran Vía.

Un policía y una chica muy graves en Barcelona

Además, en Barcelona, el agente herido por una pedrada en los incidentes de la noche del viernes al sábado, la más grave en las cinco madrugadas seguidas de algaradas ha empeorado y su estado es ahora muy grave. El policía está ingresado en un hospital barcelonés, y en el Hospital Vall d'Hebron permanece ingresada una chica también herida en los disturbios de la ciudad condal.

Otro policía resultó herido en la jornada de disturbios de este viernes en Cataluña. El primero de ellos, de Vigo, había sido ingresado en la UCI herido grave y el otro, de A Coruña, permanece ingresado en el hospital.

Así lo ha confirmado el Servicio de Salud de la Generalitat este sábado en un comunicado. La Policía comunicaba a media tarde que el agente herido de gravedad presenta un traumatismo cráneoencefálico, lesión en una vértebra y sufre complicaciones respiratorias. La mujer ingresada en el Vall d'Hebron también presenta traumatismo craneoencefálico.