La ministra de Defensa, Margarita Robles, y el secretario general del PSdeG, Gonzalo Caballero, este domingo en Pontevedra

La ministra de Defensa, Margarita Robles, y el secretario general del PSdeG, Gonzalo Caballero, este domingo en Pontevedra Efe

España Gobierno

Robles pide a Casado no sacar a Aznar de las "catacumbas" del PP: "Es un fantasma del pasado"

La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha pedido este domingo al presidente del PP, Pablo Casado, que no saque de las "catacumbas" del partido a "un fantasma del pasado" como el expresidente del Gobierno, José María Aznar.

En un acto político celebrado en Pontevedra, Robles ha lamentado que el PP recupere como "referentes" a personajes que representan "una España en blanco y negro" y ha reivindicado que los españoles quieren "un país vivo que mire al futuro y no al pasado".

"Todos tenemos memoria", ha señalado la ministra, que ha recordado un artículo escrito por Aznar en contra de la Constitución o su participación en la guerra de Irak a cuenta de armas de destrucción masiva "que nunca existieron".

La titular de Defensa ha defendido, con respecto a los pactos del PP contra la "ultraderecha" de Vox, que el PSOE no tendrá "la más mínima tolerancia" con aquellos que mediante "frivolidades" pretendan recortar derechos sociales o no tengan compromiso con la igualdad.

A este respecto, ha añadido que Pedro Sánchez "es el líder que necesita este país" y ha criticado la "campaña de acoso" que su ejecutivo ha sufrido por parte de quienes "no nos perdonan que ganáramos la moción de censura" y que no han dado "ni un minuto de tregua".

"No van a poder derribarnos", ha advertido Margarita Robles, que ha instado a la oposición a apoyar los presupuestos generales del Estado porque "si alguien dice que quiere a este país" y no respalda las cuentas para 2019 "no está diciendo la verdad".

A pesar de las críticas, según la ministra de Defensa, el Gobierno "no se va a amedrentar" y seguirá apostando "con humildad y con diálogo" por unos presupuestos que "con el visto bueno de Bruselas" aumentan el gasto social y que se preocupa especialmente "por aquellos que lo han pasado peor con la crisis", elevando el salario mínimo y las pensiones