Pedro Sánchez en la presentación de sus propuestas para financiar las pensiones.

Pedro Sánchez en la presentación de sus propuestas para financiar las pensiones. Efe

España POLÍTICA

Sánchez se aleja de Cs con propuestas de Podemos para acabar con Iglesias

Pedro Sánchez quiere el espacio que ocupa Pablo Iglesias. El líder del PSOE iniciaba este martes el curso político con un giro a la izquierda que contiene propuestas calcadas a las de Podemos y arremetiendo al mismo tiempo contra Ciudadanos por sostener al Gobierno de Mariano Rajoy

El secretario general del PSOE y su homólogo de Podemos no viven precisamente el mejor momento de su relación política. Acabaron 2017 a golpes tras un corto idilio después de la victoria de Sánchez en las primarias. Poco a poco se fueron alejando. Y la crisis de Cataluña acabó por distanciarlos. 

Un perfil más social

En ese contexto de paulatino alejamiento y con Podemos en el peor momento según las encuestas, Sánchez parece haber decidido que su objetivo es acabar con Iglesias. O, al menos, ocupar su espacio político. Para ello, marca cada vez más distancias con Ciudadanos -este martes hablaba del "tándem Rajoy-Rivera" por sus posiciones comunes- y da un giro social a sus propuestas aunque, en esto último, imita a Podemos

El líder del PSOE sorprendía al anunciar la propuesta de dos nuevos impuestos para costear las pensiones. Uno, el más polémico, sería un "gravamen extraordinario" a la banca que, tras ser rescatada con dinero público durante la crisis, debería "ayudar" a los españoles. El segundo consiste en gravar las transacciones financieras. 

Dos impuestos que ya propuso Podemos

Se da la circunstancia de que esas propuestas son idénticas a las que tiempo atrás hizo Podemos. El propio Iglesias lo recordaba en las redes sociales. Además, desde el partido morado señalan que "es una buena noticia que otros partidos hagan suyas nuestras propuestas ya que los impuestos a la banca son una necesidad democrática, social y económica". 

Además de esos dos ejemplos tan evidentes, Sánchez también calcó propuestas de Podemos al hablar de la creación de un "ingreso mínimo vital", al hacer hincapié en problemas como "los niños en riesgo de exclusión social" o al apelar en varias ocasiones al 15-M. Una podemización en toda regla.  

Pero Sánchez no solo imitó a Podemos en las propuestas. También lo hizo con el lenguaje. Porque el líder del PSOE pretende alumbrar "en conversación con los agentes sociales" diez grandes "acuerdos de país" (remedo de "pactos de estado"). Iglesias y el resto de dirigentes de Podemos han hablado de "acuerdos de país" en infinidad de ocasiones.