Participantes en el debate de TVE, el primero de la campaña electoral.

Participantes en el debate de TVE, el primero de la campaña electoral. EFE

España ELECCIONES CATALANAS

Arrimadas recrimina al independentismo que marche en Bruselas con la ultraderecha

La candidata de Ciudadanos destaca en el primer y bronco debate electoral y reprocha a ERC que haya aumentado en 40 millones el presupuesto para internacionalizar el procés y en "cero" el de guarderías. 

Barcelona

"Le voy a hablar de políticas de mujeres e igualdad. ¿Sabe cuánto dinero destinan a guarderías en Cataluña? Cero. ¿Saben, por poner un ejemplo, cuánto dinero han encontrado para aumentar el dinero del departamento de Romeva para internacionalizar el procés? 44 millones. Como mujer, le digo que esto lo acaban pagando las mujeres. Y no es casualidad que en un debate electoral de siete personas sólo haya una mujer". 

Mientras Inés Arrimadas, la candidata de Ciudadanos a las elecciones catalanas, pronunciaba estas frases en el primer debate electoral de la campaña, organizado por TVE, el representante de ERC, Rogert Torrent, se removía en su asiento. Tampoco le gustó cuando Arrimadas acusó al independentismo de manifestarse "con la extrema derecha" en Bruselas este jueves, en probable alusión a Blaams Belang, partido extremista e independentista flamenco.

Torrent acudió al debate donde estaban todos los cabezas de lista salvo el de su partido, Oriol Junqueras, en prisión preventiva, y el de Junts per Catalunya, Carles Puigdemont, huído a Bruselas, que envió al exconseller de presidencia Jordi Turull. 

Pero Torrent es el número dos por Girona y, aunque es una figura en alza, tiene un perfil mucho menor que el del resto de candidatos o que Marta Rovira, la número dos de su partido, que no acudió a la cita. 

Debate bronco

Ante él, Arrimadas se creció, aunque fue la candidata constitucionalista más activa. También la que más interrumpió y la que hizo un discurso final (minuto de oro) más natural.

El debate fue en general muy bronco, con todos los candidatos acusando al rival de mentir. Se visibilizó claramente la división entre dos bloques, el independentista y el constitucionalista, entre los que Catalunya en Comú Podem y, en menor medida, el PSC, trataban de abrirse paso.

Iceta, por su parte, trató de mostrar un perfil más abierto y dialogante, centrándose en varias partes en las propuestas, aunque fue atacado en numerosas ocasiones por sus oponentes. Según él, Cataluña tiene que parar "esta especie de rueda del hámster que no lleva a ningún lugar y causa dolor innecesario".

"Encuentro extraño que la gran solución (del independentismo) sea decir que se mantendrá o continuará esa política. Si la vía unilateral no funciona, solo queda la vía del diálogo y el pacto, los grandes acuerdos y negociar con las instituciones del Estado", dijo.

Albiol y la prima de Puigdemont

Xavier García Albiol, el candidato del PP, se centró en defender al Gobierno y lamentó la marcha de empresas, incluida la de la prima de Carles Puigdemont. Para Xavier Domènech, de Catalunya en Comú Podem, "la solución no es ni Puigdemont ni Arrimadas, que es la candidata de José María Aznar".

Por su parte, Turull recriminó a Iceta que hiciese como si el 155 no fuera con él. "Mientras tú bailabas, a algunos nos estaban esposando". "¿He sido yo? ¿Ha sido un militante socialista? -le ha respondido Iceta-. No has ido a prisión por el 155. Quien ha decidido eso es un juez. No digáis cosas que no son, porque sino no podemos avanzar", le respondió el socialista.

La CUP promete "pulso al Estado"

A partir del 22-D, la CUP comenzará "a construir de forma material y efectiva, la república”, "desobedeciendo el 155” y "aplicando la ley de transitoriedad jurídica” anulada por el Tribunal Constitucional, prometió su cabeza de lista, Carles Riera, para "mantener el pulso al Estado". 

Torrent aseguró que el 21 se vota "entre 155 y Cataluña" y aseguró que si gana "el tripartito del 155", "arrasará con todo".