Las fuerzas de seguridad ayer en Cambrils tras abatir a los cinco terroristas

Las fuerzas de seguridad ayer en Cambrils tras abatir a los cinco terroristas Jaume Sellart EFE

España ATENTADOS EN CATALUÑA

Los terroristas tenían material para hacer explosivos "como los que usa Daesh"

Se trata del explosivo TATP, conocido como 'La madre de Satán', que Estado Islámico ha utilizado anteriormente en atentados en Europa, como los de Bruselas, París o el 7-J en Londres. Trazas de sus componentes se han encontrado en la casa de Alcanar.

Alejandro Requeijo

La célula yihadista de Cataluña tenía en su poder materiales para fabricar explosivos "como los que utiliza el DAESH". Así lo ha desvelado el máximo responsable de los Mossos d'Esquadra, Josep Lluis Trapero, en TV3. Se trataría del explosivo TATP, conocido como 'La madre de Satán', que el Estado Islámico ha utilizado anteriormente en atentados en Europa, como los de Bruselas, París o el 7-J en Londres. El TATP se fabrica con acetona, ácido sulfúrico y agua oxigenada, productos de fácil adquisición en droguerías.

Los Mossos habrían encontrado trazas de dicho material en los registros realizados en la casa de la localidad de Alcanar (Tarragona) en la que tenían su base logística hasta que una acumulación de gas provocó su derrumbe la noche del miércoles al jueves. Ha añadido que establecieron la relación con la explosión de la localidad tarraconense por el análisis de la furgoneta utilizada en Las Ramblas.

Eso truncó los planes de la célula que, según la investigación, tenía intención de haber hecho uno o varios atentados a gran escala usando ese tipo de elementos.

Los terroristas actuaban preparados y planeaban un ataque a gran escala, hasta que la explosión de la vivienda en la que alojaban su arsenal para preparar las bombas explotó la noche del miércoles al jueves. Tras el ataque en Barcelona, que ha acabado con la vida de 14 personas y ha dejado más de cien heridos, el grupo terrorista Estado Islámico certificó el atentado.

Cinco minutos antes de las dos, los Mossos advertían en Twitter que habían llevado a cabo "comprobaciones" en autobuses de Girona y Garrigás, sin encontrar nada "destacable".