Zoido estrecha la mano de Villabona instantes antes de su toma de posesión.

Zoido estrecha la mano de Villabona instantes antes de su toma de posesión.

España Ministerio del Interior

El nuevo DAO de la Policía fulmina la brigada de Pino que investigó en secreto el 11M

Villabona pone a todos sus funcionarios a disposición de la División de Personal para que se les asigne nuevo destino.

Alejandro Requeijo Daniel Montero

El nuevo director adjunto operativo (DAO) de la Policía, Florentino Villabona, ha dado otro paso más en su anunciado objetivo de allanar el camino a su sucesor dentro de nueve meses. Según han informado a EL ESPAÑOL fuentes policiales, Villabona ha tomado la decisión de desmantelar la brigada secreta creada en 2015 por el exjefe de la Policía, Eugenio Pino. Fue creada aparentemente para investigar casos sin resolver, pero terminó indagando sobre asuntos ya juzgados y con condena firme como el 11M, el caso Faisán o Marta del Castillo.

Las fuentes consultadas por este periódico añaden que Villabona ya ha puesto a todos los funcionarios que estaban adscritos a esta brigada a disposición de la División de Personal para que se les asigne un nuevo destino. La Brigada de Análisis y Revisión de Casos (BARC) fue creada en mayo de 2015 e inicialmente se integró en la Unidad de Asuntos Internos de la Policía, cuyas competencias son indagar sobre presuntos delitos cometidos por agentes del Cuerpo. Meses después pasó a depender directamente de Pino.

Una estructura bajo sospecha

Desde que Pino se jubiló (en junio de 2016), esta brigada estaba bajo la sospecha de los nuevos responsables de la Policía. El primero en poner sus ojos en esta estructura fue el comisario principal Antonio Rodríguez, el DAO que ejerció en funciones entre la jubilación de Pino y la llegada de Villabona el pasado 1 de febrero. Según las fuentes consultadas, Rodríguez llamó a su despacho a la responsable de la BARC, la comisaria Nuria Mazo Rando, una persona de la máxima confianza de Pino.

Rodríguez se interesó por sus funciones y por el trabajo de la BARC al tiempo que manifestó sus reparos acerca de las investigaciones sobre casos ya juzgados como los citados por Pino en su entrevista de El Mundo. Fuentes conocedoras de este encuentro afirman que no fue cordial el intercambio de impresiones entre ambos. Rodríguez, al estar en funciones, no actuó contra esta brigada como sí ha hecho ahora Villabona. La comisaria Nuria Mazo también ha sido puesta a disposición de personal.

Segunda decisión del DAO en una semana

En sólo una semana Villabona -la apuesta personal del ministro Juan Ignacio Zoido para dirigir la nueva Policía post Fernández Díaz- ha tomado dos decisiones de calado contra el legado que heredó de Eugenio Pino. Además del desmantelamiento de la BARC, el nuevo DAO también comunicó el martes su cese al comisario Enrique García Castaño, uno de los mandos con más influencia dentro de la Policía en los últimos años.       

Pino eligió para integrar la BARC a funcionarios de su estrecha confianza y redactó un oficio en junio de 2015 en el que certificaba que sus actuaciones serían consideradas secretas como las de Asuntos Internos. En ese mismo oficio al que ha tenido acceso este periódico advertía a todas las unidades del Cuerpo la obligación de colaborar en todo aquello que pidiese su brigada. Consta que la BARC realizó un informe sobre 400 homicidios sin autor conocido en España, pero no consta que contribuyesen a resolver ninguno, según las fuentes consultadas. Desde ahora, esta estructura no existirá más en la Policía.