Montaje de Donald Trump y Twitter

Montaje de Donald Trump y Twitter

Empresas

JP Morgan crea el índice 'Volfefe' para medir el impacto de los tuits de Trump en el mercado

Noticias relacionadas

La actividad en Twitter de Donald Trump está pasando factura en el mercado. Así se ha visto este verano cuando el presidente de Estados Unidos ha escrito sobre China, los aranceles comerciales o las medidas que la Reserva Federal (FED) debería tomar para evitar el frenazo económico del país. 

Así que para intentar medir cuál es el impacto real de los tuits de Donald Trump, el banco de inversión JP Morgan ha creado un nuevo índice, el 'Volfefe'. Un extraño nombre que tiene su origen en un polémico tuit del presidente americano en el que sólo podía leerse 'covfefe'.

Los cálculos de los analistas de JP Morgan creen que los tuits de Trump explican los movimientos y la volatilidad que hay en las tasas para los bonos del Tesoro a 2 y 5. Y es que los mensajes que han podido influir en el mercado se han disparado en los últimos meses con palabras como 'China', 'mil millones', 'productos' o 'demócratas'. 

Según el análisis que ha hecho JP Morgan, los tuits que contienen esas palabras tienen menos reacciones positivas como 'Me gusta' o 'retuit' por parte de los seguidores del presidente. 

Una estrategia bien cuidada

"La política comercial y monetaria se ha convertido en algo cada vez más importante para el poder ejecutivo, y todo, desde sentimientos casuales hasta intenciones políticas aparentemente formales se han difundido de forma instantánea a través de Twitter con una estrategia muy estudiada", explica el equipo que lidera el analista Josh Younger. 

"Tiene sentido que el mercado se resienta porque buena parte de los mensajes del presidente han estado centrados en la FED y las tensiones comerciales", explican en un informe. Esto supone que el mayor impacto se produzca sobre las curvas de bonos a corto plazo, en lugar de a largo. 

Las estimaciones de JP Morgan dicen que desde que fue elegido en 2016, Trump ha escrito unos 10 mensajes por día a los más de 64 millones seguidores que tiene. En total, 14.000 mensajes en este tiempo, de los que 10.000 se han escrito después de que tomara posesión y entrara en la Casa Blanca.

El documento refleja también que la mayor parte de los tuits de Trump llegan a medio día, en torno a las dos de la tarde, aunque también hay varios a eso de las tres. Eso implica directamente también en los mercados, al igual que aquellos mensajes que ha enviado de madrugada.