Dovizioso, a la derecha, y Marc Marquez, durante el campeonato de Malasia.

Dovizioso, a la derecha, y Marc Marquez, durante el campeonato de Malasia. Efe

Otros Deportes

Dovizioso retrasa el alirón de Márquez hasta el final

Gana en Sepang, pero la cuarta posición del líder de MotoGP le impide proclamarse campeón. En Valencia, dentro de dos semanas, le bastaría ser duodécimo si su rival se impone.

El alirón de Marc Márquez tendrá que esperar hasta el final. El líder de MotoGP deberá aguardar dos semanas más, hasta el Gran Premio de la Comunidad Valenciana el próximo 12 de noviembre, para levantar su cuarto entorchado de campeón del mundo de la clase reina –el sexto en el campeonato del mundo-.

Sólo cuatro puntos le separan de la gloria, por lo que al piloto del equipo Repsol Honda le bastaría con finalizar duodécimo si Andrea Dovizioso gana la carrera. Un retraso que llega producto de la victoria de su rival en Sepang y de su cuarta posición en una carrera en la que un tremendo diluvio descargo sólo 30 minutos antes del inicio de la prueba.

Márquez, que partía desde la séptima posición después de completar su peor clasificación de la temporada, realizó una salida fulgurante que le llevó hasta la tercera plaza gracias a una arriesgada maniobra en la que casi se toca con Dani Pedrosa, su compañero de equipo, que se tuvo que abrir para evitar el contacto mientras que Dovizioso, desde la primera línea de la parrilla (tercero), cayó hasta la quinta plaza y recuperó una al completar el segundo giro.

Por delante lideraba el francés Johann Zarco, seguido de Jorge Lorenzo en busca de su primera victoria vestido de rojo, mientras que por detrás las Yamaha de Valentino Rossi y Maverick Viñales transitaban en la undécima y decimotercera posición, respectivamente.

Con Dovizioso siguiendo la estela de su rival, la única oportunidad del italiano para mantener viva la pelea por el título era superar a Márquez. Lo hizo en el cuarto giro, pero el líder le devolvió la jugada tres curvas después hasta que al completar la quinta vuelta el piloto italiano logró deshacerse de su rival.

Lorenzo, con hambre de triunfo, atrapó a Zarco casi en el ecuador de la carrera pero en ese momento Dovizioso ya rodaba tras ellos. El italiano de Ducati también dio buena cuenta del francés para situarse justo por detrás de su compañero de equipo.

Ante este panorama, las opciones matemáticas de Márquez de proclamarse campeón eran una realidad y la única posibilidad de Dovizioso para retrasar el alirón era superar a su compañero de equipo y ganar la carrera.

Una maniobra que llegó a falta de cuatro vueltas para el final, cuando el español tuvo un susto en la curva 14 y su compañero aprovechó para pasar a liderar la carrera. Un adelantamiento que llegó una vuelta después de que en el dashboard (panel de datos) de la moto de Lorenzo apareciera un misterioso mensaje en el que se sugería cambiar al mapa 8.

¿Órdenes de equipo? "Era justo lo que teníamos que hacer en estas condiciones", deslizó Gigi Dall’Igna, director general de Ducati Corse, tras una victoria de Dovizioso que retrasa el alirón hasta el final.