Momento de la caída de Jorge Lorenzo en la curva 3 del circuito de Buriram.

Momento de la caída de Jorge Lorenzo en la curva 3 del circuito de Buriram.

MotoGP

Lorenzo medita no correr en Tailandia tras volver a hacerse daño

Doce días después de sufrir una luxación en el primer dedo del pie derecho y una fractura del metacarpiano del siguiente apéndice tras un incidente con Marc Márquez en la primera curva de MotorLand, Jorge Lorenzo se ha vuelto a hacer mucho daño. El piloto español de Ducati sufrió una escalofriante caída a 150 km/h cuando reducía marchas para afrontar la tercera curva del nuevo Chang International Circuit de Buriram y restaban 15 minutos para la conclusión de una segunda sesión del día en la que ocupaba la séptima posición

Lorenzo salió despedido con violencia de su GP18 y su espalda recibió un fuerte impacto contra el asfalto. Tendido en la grava y tras quitarse la bota derecha para comprobar que su pie no estaba peor, él mismo se subió a la camilla que portaban los comisarios de pista. Trasladado al centro médico del circuito para una primera exploración, después fue llevado en ambulancia a un hospital de Buriram para hacerle más pruebas. Tras someterse a un TAC, se sospecha que sufre una microfisura en el radio de la muñeca izquierda aunque ha sido declarado apto para disputar el Gran Premio de Tailandia.

Jorge Lorenzo es trasladado en ambulancia a un hospital de Buriram. / Ducati

Jorge Lorenzo es trasladado en ambulancia a un hospital de Buriram. / Ducati

"Dentro de la brutalidad de la caída, he tenido mucha suerte de, en principio, no tener nuevas fracturas y que las fracturas anteriores no hayan empeorado. Sí que es cierto que en la muñeca izquierda tengo una contusión muy fuerte y me cuesta doblarla y en el tobillo derecho también tengo otra contusión", ha explicado el piloto español tras regresar al circuito de Buriram tras su visita al hospital y confirmar que su violenta caída ha sido producto de un fallo técnico de la moto.

"Los ingenieros han mirado toda la información de la telemetría y han visto que ha sido un fallo técnico de la moto. No fue mi culpa; no frené más ni incliné más", ha desvelado Lorenzo, que no ha querido dar más detalles aunque gracias al sonido de la cámara on board da la impresión de que el motor se para justo antes de la caída.

El piloto español de Ducati medita no correr en Tailandia tras volver a hacerse daño, aunque todo dependerá de cómo pase la noche. "Si ha sido difícil llegar aquí, ahora lo es todavía más. No quiero precipitarme antes de tomar la decisión, veremos mañana por la mañana. Los doctores me han dado el 'ok' para correr, aunque es poco probable que me suba a la moto este sábado", ha concluido Lorenzo antes de marcharse a descansar.