El golfista español no llegaba líder al último día desde 2007.

El golfista español no llegaba líder al último día desde 2007. Reuters

Golf

Sergio García se da otra oportunidad para alcanzar el Masters de Augusta

El castellonense encara la última jornada compartiendo el liderato del torneo con el inglés Justin Rose. Jon Rahm cae a la undécima plaza.

El golfista castellonense Sergio García y el inglés Justin Rose comparten el liderato de la 81ª edición del Masters de Augusta después de una emocionante tercera ronda. García (-6) le ha sacado otros dos golpes al campo con tan sólo dos 'bogeys' y cuatro 'birdies', después de superar las dificultades para meter 'putts' en los primeros hoyos. Rose (-6) se ha apuntado el mejor resultado de la jornada (67) para colarse en el primer puesto de la clasificación.

"En el campo de prácticas no me encontraba muy cómodo, pero después de un par de hoyos he cogido confianza y he empezado a pegar buenos golpes y 'puttear' muy bien. Estoy contento con lo que he conseguido", dijo a Efe el golfista de Burriana, que no llegaba líder al último día de un grande desde el Open Británico de 2007, cuando perdió en el desempate con el irlandés Pradaig Harrington.

Los estadounidenses Rickie Fowler (-5), Jordan Spieth (-4), Ryan Moore (-4) y Charley Hoffman (-4), que perdió el liderato después de irse al agua en el antepenúltimo hoyo, siguen de cerca la estela de los dos europeos de cara a la última jornada del domingo.

"El campo estaba en un estado magnífico y era un día para sacar partido y obtener la recompensa", dijo Justin Rose, ganador del Abierto de Estados Unidos de 2013 en Merion, Pensilvania, que aspira a conquistar su segundo grande y su primera victoria en el Masters.

Jon Rahm, undécimo

A pesar del clima agradable y propicio para grandes resultados, no faltaron los doble 'bogeys', que hicieron retroceder al joven español Jon Rahm (par), que se queda empatado en el décimo primer puesto, y al estadounidense Charley Hoffman, que compartió ronda con García, su colíder de la jornada anterior.

"Honestamente, estoy bastante decepcionado, pero no tengo nada que perder y mañana probablemente jugaré con un poco de agresividad y a ver qué pasa", dijo Rahm, de 22 años, que se está midiendo en su estreno en Augusta con los mejores del mundo.

Justin Rose y Sergio García saldrán juntos en el último grupo del domingo, que coincide con el 60 cumpleaños del mítico y añorado Severiano Ballesteros, en busca de la chaqueta verde de ganador del Masters de Augusta.

"Las estrellas están en un buen sitio, pero todavía no están todas alineadas. Queda un día duro mañana en el que hay que jugar a tope y queda mucho por hacer", dijo a Efe con tranquilidad y realismo Sergio García sobre las posibilidades de conquistar su primer grande.