Aleksander Ceferin, durante el congreso de la UEFA.

Aleksander Ceferin, durante el congreso de la UEFA. REUTERS

Champions League

Messi y Neymar podrían perderse la final de Champions por el veto del Reino Unido

Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA, se plantea cambiar a Cardiff por otra sede para la final si el Brexit impide que los dos jugadores, con procesos judiciales abiertos en España, puedan entrar en el país.

Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA, habló este martes en la web oficial del organismo acerca de la actualidad de la institución. Especialmente preocupado se mostró respecto a la posibilidad de que el Brexit afecte a Lionel Messi y Neymar Jr, quienes mantienen un proceso abierto en España por presunto fraude fiscal. Una posibilidad que, tal y como ocurriera con Serge Aurier -procesado por un delito de agresión en una discoteca de París-, les impidiera entrar en el país por tener un proceso abierto.

"Si el Brexit sigue adelante, todo cambia. Pero al fútbol ya se jugaba antes de él y se seguirá jugando en el futuro. Ahora, con el libre movimiento en la Unión Europea, es mucho mejor", afirma Ceferin en la entrevista. "Fue triste cuando a Aurier, del PSG, no le dejaron entrar a Inglaterra. Esto será peor cuando el Brexit sea una realidad, especialmente si las razones fueran tan formales. Podríamos tener un problema serio", admite.

Es más, planteándose un escenario en el que en una hipotética final de Champions del FC Barcelona no estuviesen Messi o Neymar, el presidente de la UEFA lo tiene claro: "No habría problemas si las autoridades no dejaran entrar a un peligroso criminal, pero si vemos que jugadores no pueden entrar porque tienen algún tipo de procedimiento en curso, simplemente pensaremos si deberíamos jugar los partidos de competición europea allí".

Defensa de Schengen y crítica a Trump

"Neymar y Messi tienen procedimientos abiertos; este año, la final de la Champions es en Cardiff: imaginen si no les dejaran entrar allí. Es algo gordo para nosotros si los jugadores de Inglaterra pueden viajar a cualquier lado pero los de otros equipos no pueden ir allí. Con el libre movimiento en Europa, mucho mejor", sostiene.

Además, también habló de la polémica política migratoria impulsada por Donald Trump. "Será parte de la evaluación y estoy seguro de que no ayudará a Estados Unidos a ser elegida sede del Mundial 2026. Si los jugadores no pueden ir allí por decisiones políticas o populistas, el Mundial no se puede jugar allí. Y esto es igual para los aficionados y los periodistas, por supuesto. Todo eso es un Mundial. Tendrían que poder acudir al evento, independientemente de su nacionalidad", argumenta.