Roger Martí y Rochina celebran uno de los goles del partido

Roger Martí y Rochina celebran uno de los goles del partido EFE

Fútbol LEVANTE 2-1 MALLORCA

El Levante reacciona a tiempo ante un Mallorca que fue de más a menos

El conjunto local se adelantó en el marcador en la segunda parte y Rochina deshizo el empate de Vázquez. 

El Levante se llevó los tres puntos en su duelo ante el Real Mallorca (2-1) en un partido en el que le costó arrancar pero en el que mejoró tras el descanso ante un rival que fue de más a menos y que sumó su sexta derrota en otros tantos desplazamientos. [Narración y estadísticas: Levante 2-1 Mallorca]

El Mallorca se hizo con el mando del partido en la primera media hora, pero sin mordiente ofensiva no pudo hacer efectivo su dominio ante un Levante desconocido en casa que mejoró en la segunda mitad hasta llevarse la victoria.

El partido empezó mal para el Levante. A los dos minutos se lesionó Melero y tuvo que entrar en su lugar Rochina, a lo que se unió un buen arranque del Mallorca, que buscaba desde el primer momento la portería rival.

De hecho, en el primer cuarto de hora de partido el equipo de Vicente Moreno tocó el balón con comodidad ante un Levante que no lograba asentarse sobre el terreno de juego y que se mostraba sin ideas para contrarrestar empuje de los mallorquinistas.

Así, Aitor tuvo que emplearse a fondo y exhibir su buen momento de forma para evitar que se adelantase el cuadro balear con un cabezazo de Budimir que obligó al meta local a exhibirse.

Los levantinistas no estaban cómodos y transmitían sensación de inseguridad cuando tenía el balón y no lograban inquietar a Reina, mientras que el Mallorca movía el esférico con tranquilidad y buscando la portería levantinista.

Cerca de cumplirse la media hora de juego, el equipo de Paco López dio la sensación de recuperarse de su mal inicio y pasó a tener algo más la pelota ante un Mallorca que se replegó ligeramente. Borja Mayoral tuvo la mejor ocasión local para marcar, pero su taconazo lo detuvo Reina.

El Levante, de la mano de Morales, afrontó con más determinación la fase final de la primera parte y obligó a intervenir a Reina, especialmente ante una ocasión de Roger y otra de Vezo.

Sin embargo, el Levante se volvía a ver privado de otro jugador por lesión a poco del final del primer periodo y fue Postigo el que abandonó prematuramente el partido y tuvo que ser reemplazado por Duarte.

En el arranque de la segunda mitad los locales dieron continuidad a su mejoría y fruto de ello abrieron el marcador a los siete minutos tras un centro desde la derecha por encima de la defensa que fue rematado por Roger.

El Mallorca trató de reaccionar al gol de los locales y el japonés Kubo tuvo una gran ocasión de volver a equilibrar el marcador, pero, pese a deshacerse de los defensas y tener toda la portería para él, falló en la definición y el balón lo detuvo Aitor.

Pero la igualada en el marcador llegó cuando más problemas para generar juego tenía el Mallorca debido a la mejoría del Levante y en la acción siguiente en la que Reina salvó el que pudo haber sido el segundo gol del Levante.

Dani Rodríguez remató raso el pase de la muerte que le brindó Sastre y batió a Aitor Fernández ante la pasividad defensiva de los locales.

El partido dejó de tener un dominador claro con ambos equipos e busca de la meta rival. Así, tuvo que ser un zapatazo de Rochina desde más de 30 metros ajustado a un palo y ante el que nada pudo hacer Reina el que volvió a dar ventaja al equipo de Paco López.

El gol espoleó a los levantinistas, que siguieron aproximándose a la meta de un conjunto balear que se resistía a caer derrotado, pero su claridad de juego ya no era la misma que en el primer tiempo.

Pero una expulsión en el minuto 87 en el equipo local por agresión de Campaña a un rival dio al Mallorca opciones de empatar en la recta final del choque, pero Aitor, con la mejor intervención de la noche a un tiro de Kubo, y el larguero en la última acción del partido lo evitaron.