Moussa, en su etapa en el Ibiza.

Moussa, en su etapa en el Ibiza.

Fútbol

Termina el calvario de Moussa Sidibé: abandona el Guadalajara tras su denuncia

El malí ha logrado llegar a un acuerdo, con intermediación de AFE, tras destapar su agónica situación, en la que aseguró sentirse como un esclavo.

Moussa Sidibé, el futbolista malí que denunció una situación extrema en Guadalajara, ha logrado salir del club castellano-manchego tras su agónica carta en la que pedía una solución a una "situación urgente" ya que el equipo no le dejaba salir y tampoco le pagaba.

"Me voy a mi casa, a Orihuela, con mis padres y mis hermanos, después de estos días complicados lo que deseo es desconectar, estar tranquilo, no estoy para pensar en nada", comentó el delantero africano, que añadió que por el momento no va a fichar por otro club ya que aún no tiene ninguno cerrado..

Moussa Sidibé hizo pública esta semana una carta en la cual denunciaba su situación en el C.D. Guadalajara, donde aseguraba que no había cobrado la nómina desde octubre, ni primas por los partidos jugados. Sidibé deseaba marcharse del club, pero en su carta afirmaba que no se lo permitían, que no tenía dinero para comer, y se sentía como un esclavo.

El jugador se marchará este domingo de Guadalajara. "Tengo ofertas de varios equipos, de aquí a que acabe el mercado de invierno espero fichar por alguno, yo quiero jugar al fútbol, es lo que me gusta", dijo.

Moussa Sidibé se reunió este viernes por la tarde con el presidente, representantes de la AFE y otros miembros de la directiva del Guadalajara. "Fue una reunión rápida, en la cual dejé claro al club que yo no quería seguir, y finalmente alcanzamos un acuerdo para desvincularme del Deportivo Guadalajara", informó el futbolista de Mali. Sidibé ha declarado sentirse muy agradecido a la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE). "Me han ayudado mucho", aseguró.

El futbolista malí no está arrepentido de su forma de proceder en su deseo de abandonar el Deportivo Guadalajara. "Yo no habría escrito aquella carta si me hubiesen contestado y me hubiesen dado una solución, no me quedaba otra alternativa. Puede que me equivocase, cada uno tendrá su opinión, pero yo hice lo que consideré oportuno, tal como me sentía", concluyó.