La Giralda fue inmatriculada por 30 euros. EFE.

La Giralda fue inmatriculada por 30 euros. EFE.

Cultura Patrimonio

Las 17 joyas que Iglesia Católica no está dispuesta a perder: de la Giralda al románico en Jaca

Noticias relacionadas

La Iglesia y el Estado se enfrentarán por en los tribunales por las propiedades de . La polémica se remonta a los tiempos de José María Aznar, pero ha sido ahora, con Pedro Sánchez, cuando todo ha explotado con la decisión de una comisión de declarar que la Mezquita de Córdoba nunca fue propiedad de la Iglesia, y abre la vía para "recabar los apoyos parlamentarios necesarios" para llevar a cabo un "recurso de inconstitucionalidad ante el Tribunal Constitucional", con el objetivo de "anular" la inscripción de la "Santa Iglesia Catedral".

Esta 'apropiación' de la Mezquita se ha producido gracias a las "inmatriculaciones", término que se refiere a inscribir algo por primera vez en el Registro de la Propiedad. Todo gracias a una Ley aprobada durante la dictadura que equiparaba a la Iglesia católica con una corporación pública dándoles la capacidad de hacerlo sólo necesitando la firma de un obispo, que actuaba como funcionario público.

La medida se perpetuó en democracia, y José María Aznar, en 1998, aprobó una reforma de la Ley que hacía que la Iglesia usara este método para apropiarse de lugares de culto que hasta ese momento estaban fuera de la ley. Fue entonces cuando se inmatricularon propiedades como la Mezquita de Córdoba o la Giralda de Sevilla -por tan sólo 30 euros-, además de muchas joyas del románico en Jaca.

Ahora, el Gobierno prepara una lista de todos los bienes inmatriculados por la Iglesia, lo que abre la veda para que los Ayuntamientos puedan reclamar la titularidad de lugares de culto que ahora no les pertenecían. Es lo que ha ocurrido en Córdoba, donde la Iglesia inmatriculó la Mezquita en 2006 y ahora una comisión -en la que se encontraba Carmen Calvo- ha establecido que nunca fue de su propiedad. No es el único lugar mítico en el que ocurrió, estas otras 16 joyas desgranadas en la fotogalería que acompaña a este texto, también.