Silvia Fominaya en una imagen de su Instagram.

Silvia Fominaya en una imagen de su Instagram.

Famosos PRIMERAS PALABRAS

Silvia Fominaya rompe su silencio tras su supuesta ruina económica

JALEOS ha contactado con la que fuera colaboradora de 'Crónicas Marcianas' tras publicarse una noticia sobre su delicada situación personal y económica. 

Noticias relacionadas

Tras meses de silencio, la figura de Silvia Fominaya (43 años) ha vuelto a la portada de una revista que desvela su delicada situación personal y económica. Según detalla la publicación Corazón, la excolaboradora de Crónicas marcianas y su expareja Sergi Arola (51) "atraviesan serios problemas económicos después de cerrar, hace tan solo unos meses, el bar que la actriz montó con ayuda del cocinero en La Coruña".

La clausura de su proyecto en común ha dejado un reguero de deudas al que deberán hacer frente, circunstancia que, tal y como la gallega desvela en exclusiva a JALEOS, "ni es tan grave, ni es tan seria". 

¿Qué es lo que ha pasado realmente, Silvia?

Íbamos a abrir dos locales. Uno iban a llevarlos nuestros socios y el otro Sergi y yo. Sergi se encargó de todo, con toda su buena intención para que yo tuviera ingresos y nos fuera bien a ambos: a él como chef y a mí como empresaria. Del local de nuestros socios, Sergi hizo todo: la carta, la decoración, les dio el nombre, la repercusión en prensa... Lo hizo todo gratis con la condición de que cuidasen de nuestro local. Los dos restaurantes se iban a abrir a la vez pero al final, por temas personales con mi exmarido, se abrió primero el de ellos. En ese proceso, Sergi dejó de entenderse con los socios. 

Sergi Arola y Silvia Fominaya en el restaurante que cerraron once meses después de su apertura.

Sergi Arola y Silvia Fominaya en el restaurante que cerraron once meses después de su apertura. Gtres

Paralelamente abren su local pero a los 11 meses cierran y dejan deudas, ¿es así?

Sí. A mí la semana pasada ya me llamaron para decirme que había gente reclamando su dinero por lo que dejamos a deber. Y yo lo sé, yo solo tengo que esperar a que haya cosas que se pongan en marcha para pagar. 

¿Qué cosas?

Ahora mismo no se puede pagar. Yo aún no tengo ni sentencia firme de divorcio. Las cantidades se van a aumentar, eso lo sé pero por una aclaración aún no está ejecutado. No he cobrado aún ni enero, ni febrero... Quizá en 20 días ya está hecho. Entonces no me ha entrado ese dinero para poder pagar.

Pero dice la noticia que Sergi Arola no le coge el teléfono.

Ocasionalmente, como Sergi tiene mucho trabajo, no siempre me coge el teléfono. Sergi tiene mucho trabajo: Lisboa, Madrid, Santander... Y además tiene que estar pendiente de sus hijas porque él vive con sus hijas... Sergi dijo que él se haría cargo de todo conmigo si salía mal. La intención de él siempre ha sido ayudar. Nadie quiere abrir nada para un fracaso. 

¿Su relación en la actualidad cómo es?

Todo va bien. Yo hablé con él anteayer por otro tema que tenemos en común. No es cierto que estemos mal... No hay relación, como todo el mundo sabe. Mira, si hubiera conocido a Sergi a lo mejor hoy, pues quizá seguiríamos juntos y habría sido para siempre. Pero es que yo empecé la relación con él ocho meses después de mi divorcio, no había guardado ni el 'luto'. Yo aún quería al padre de mis hijos, pero no podía por las circunstancias que todo el mundo sabe. 

Silvia Fominaya y el 'chef' Sergi Arola en el restaurante del conflicto.

Silvia Fominaya y el 'chef' Sergi Arola en el restaurante del conflicto. Gtres

Lo pasó mal durante esa etapa.

A mí no me gusta apalear... Cuando alguien hace algo y lo cumple... Él cumplió su orden de alejamiento y se terminó. Yo hablo con el padre de mis hijos en la actualidad, nos escribimos mensajes, lo veo y le doy dos besos y le entrego a los niños porque ya no tiene orden de alejamiento y para mí no es ya un maltratador. Que le vaya muy bien, de verdad, cuanto mejor le vaya con su vida personal más contentos estarán mis hijos. 

Pero hay una sentencia...

Yo soy una mujer maltratada pero no me lo considero. Además, creo que la ley está muy inclinada hacia la mujer. Por eso, volviendo a lo que estábamos hablando, si hubiera conocido a Sergi ahora seguro habría ido todo bien pero yo estaba con lo del padre de mis hijos, y bueno... Sergi lo ha hecho todo con muy buena intención. Él pensó que poniendo juntos un local todo iría bien, pero arruinarme él a mí... Jamás. 

Siempre se ha hablado de una relación intermitente entre ustedes y de que si por usted fuera, volverían a estar juntos.

Siempre se ha dicho eso pero él ahora ha rehecho su vida y no, no... Qué va. A mí me da rabia porque te puedo decir detalles de que ha ayudado a mis hijos a hacer los deberes incluso por teléfono, sin estar presente. No quiero que se quede esa imagen de él. 

Bueno, pero hay deudas y personas afectadas.

Hay deudas, pero no te vayas a pensar, que entre todas las deudas, si eso llega a unos 15.000 euros. No creas que estamos hablando... Lo más importante es el problema de la cerveza, que Mahou hizo el traspaso y ahora me exige abrir otro local o hacer alguna acción, pero están bien, no están de mal rollo. 

Definitivamente no salió bien lo del local...

No me ha venido bien, pero no ha habido mala intención por parte de Sergi. Me consta que vamos a terminar de pagar a medias lo que debemos. Ya hemos pagado un montón. 

Sergio Arola y Silvia Fominaya en el que era su restaurante: ¡Por la jeta!

Sergio Arola y Silvia Fominaya en el que era su restaurante: ¡Por la jeta! Gtres

Para paliar estas deudas, ¿aceptaría concursar en Supervivientes?

Me lo han ofrecido pero dije que no. Dejar a los niños tres meses es mucho... Ahora tengo un proyecto que me tengo que ir fuera un mes y bueno... Un mes sí. Pero tres meses no. Además, si quiero abandonar tengo que pagar, entonces has ido a trabajar allí un mes para nada. Hombre, si me viera con la soga al cuello, lo haría, pero yo creo que cuando el Juzgado quiera y se me vaya pagando todo lo que mi ex me debe ya podría pagar lo del local. 

¿Y el amor, Silvia? ¿Cómo está su corazón?

Vacío y en espera. No hay nadie que merezca la pena... ¡A ver si me buscáis un novio de verdad!

[Más información: La expareja de Sergi Arola: "Su única ruina es Hacienda, se come sus ingresos"]