Natalia, Julia y Sabela, en la firma de discos de Zaragoza.

Natalia, Julia y Sabela, en la firma de discos de Zaragoza.

Famosos SALEN AL EXTERIOR

Primer golpe de realidad para los concursantes de 'OT2018' ante 2.500 personas

No habían dado las once de la mañana cuando cuatro de los concursantes de OT 2018 -Famous, Noelia, Alba Reche y María- llegaban al Corte Inglés de San José de Valderas (Madrid). Tras varios días dudando si habría alguien esperándoles, los triunfitos han podido comprobar que la expectación ha sido máxima.

Más de 2.500 personas se dieron cita allí para ver a sus ídolos. Algunos lo hicieron desde el día de antes, durmiendo en tiendas de campaña para que nadie pudiera impedirles conocer a los concursantes.

Y es que al apreciar tal estampa parecía que el tiempo no había pasado. El ambiente era muy parecido al que se pudo vivir hace 365 días cuando Amaia, Agoney, Mireia y Roi estuvieron en ese mismo lugar el pasado año. Las comparaciones entre algunos de los allí presentes han sido inevitables. Las emociones también. Nervios, llantos, ruido y calor en una mañana fría de Madrid.

Además, ha habido un detalle que no ha pasado desapercibido y demuestra la gran apuesta que ha hecho la cadena por esta nueva edición. Y es que, a diferencia del año pasado que obligaban a los familiares a hacer la cola, en esta ocasión estuvieron dentro del reciento habilitado para los protagonistas. Un gesto privilegiado para los de 2018 que no tuvieron los concursantes de 2017, pero que tras conocer el éxito anterior la organización ha querido tener en cuenta.

No han faltado los emotivos reencuentros con sus seres más queridos tras permanecer más de mes y medio aislados de todo lo que sucedía en el exterior. Rostros de sorpresa, gritos y saltitos de alegría se han visto por doquier en Barcelona, Madrid y Zaragoza, algunos de los lugares a los que se han desplazado de forma dividida los concursantes para las firmas de discos.

Mucho ruido y mucho apoyo hacia unos chicos que ya vienen con la lección aprendida, pero que no se imaginaban que, tras el listón tan alto impuesto por el fenómeno de OT 2017, podrían conseguir algo tan espectacular.