Los análisis sintácticos son imprescindibles en muchos ámbitos de nuestra vida

Los análisis sintácticos son imprescindibles en muchos ámbitos de nuestra vida

¿Cómo hacer... ?

Cómo hacer un análisis sintáctico en oraciones

Un análisis sintáctico te permite analizar la estructura de una oración para fines gramaticales y para la perfecta interpretación de la escritura. 

El análisis sintáctico son reglas del lenguaje que permiten conocer y analizar cuál es la estructura de una oración. No es algo que se limita a estudiantes, sino que el análisis sintáctico y morfológico tiene muchos usos.

En Derecho, por ejemplo, pueden darse casos de encontrar frases que pueden resultar bastante ambiguas o den lugar a interpretaciones erróneas. También nos puede ayudar en situaciones más cotidianas como escribir una carta formal donde nos será de mucha utilidad tener estos conocimientos.

Aspectos a tener en cuenta para un buen análisis sintáctico

Lo primero que hay que hacer es leer bien la oración y analizar sus palabras para encontrar el verbo conjugado. Cuando se conozca, hay que preguntarse quién es el que lleva a cabo la acción. Conociéndolo, sabremos quién es el sujeto o sintagma nominal, el cual está compuesto de:

  • Núcleo, que siempre es un nombre, pronombre o infinitivo.
  • Determinante: que es un artículo, posesivo, demostrativo, infinitivo, etc. y va junto al nombre.
  • Adjunto: es un adjetivo que va junto al nombre siempre.
  • Aposición: es el sustantivo que no está precedido por una preposición.
  • Complemento del nombre: un grupo de palabras que acompañan al núcleo. El resto es el predicado o sintagma verbal.

El sintagma verbal

Está compuesto por:

  • Núcleo: que es el verbo conjugado.
  • Complemento Directo: para poder determinarlo pueden sustituirse los pronombres: "lo", "la", "los" o "las".
  • Complemento Indirecto: puede reemplazar por la preposición "a" y en algunas ocasiones por "para". No puede reemplazarse por los pronombres "lo", "la", "los" o "las".
  • Complemento Circunstancial de Modo: se pregunta al verbo ¿Cómo? (pudiendo ser un adverbio de modo)
  • Complemento Circunstancial de Lugar: se pregunta al verbo ¿Dónde? (pudiendo ser un adverbio de lugar)
  • Complemento Circunstancial de Tiempo: se pregunta al verbo ¿Cuándo? (pudiendo ir precedido por una preposición o un adverbio de tiempo)
  • Complemento Circunstancial de Compañía: se pregunta al verbo ¿Con quién?
  • Complemento Circunstancial de Causa: se pregunta al verbo ¿Por qué?
  • Complemento Circunstancial de Finalidad: se pregunta al verbo ¿Para qué?
  • Complemento Circunstancial de Instrumento: se pregunta al verbo ¿Con qué?
  • Complemento Circunstancial de Cantidad: se pregunta al verbo ¿Cuánto?
  • Complemento Circunstancial de Material: se pregunta al verbo ¿Con qué está hecho?
  • Complemento Circunstancial de Afirmación: cuando existe una partícula afirmativa.
  • Complemento Circunstancial de Negación: cuando existe una partícula negativa.

Hay que reconocer los tipos de oraciones

Dentro de los ejercicios de análisis sintáctico que existen, está el de reconocer las diferentes clases de oraciones. Éstas se dividen en:

  • Oraciones Copulativas: cuando el verbo es copulativo (ser, estar, etc.) y no tiene significado, siendo usado solo para unir sujeto y predicado. Llevan siempre un Complemento Circunstancial, nunca directo ni indirecto. Además, puede ser reemplazado por los pronombres "lo" y "los".
  • Oraciones Pasivas: cuando el sujeto padece la acción. En este caso, el verbo siempre está en forma compuesta. Además, está formado por un auxiliar copulativo y el participio del verbo que se está conjugando.
  • Oraciones Reflexivas: en las que el sujeto hace o recibe la acción.
  • Oraciones Recíprocas: cuando dos o más sujetos reciben o hacen la acción.

Otros elementos de importancia que nos ayudarán a la hora de reconocer los tipos de oraciones son:

  • Reflexivo Directo: es cuando el pronombre consigue que la acción llevada a cabo por el sujeto recaiga sobre el mismo. Puede hacer función de Complemento Directo cuando no hay otro Complemento Directo.
  • Reflexivo Indirecto: es cuando el pronombre consigue que la acción llevada por el sujeto recae sobre el mismo. La función de Complemento Indirecto es cuando la acción cuenta con un Complemento Directo.
  • Recíproco: cuando hay varios sujetos y realizan la misma acción de forma simultánea, el uno hacia el otro y el otro hacia el uno.
  • Pronominal: Suele acompañar a verbos pronominales, que no pueden ser conjugados sin pronombre. El pronombre "se" forma parte del verbo, pudiendo ser dativo, ético u oposición léxica.
  • Pasiva Refleja: solo puede ser posible en Tercera Persona del Singular o Plural. Tiene sujeto en concordancia con el verbo en número y suele ser un sujeto de cosa, recibiendo la acción. Podemos encontrarlo delante o detrás del verbo y no tiene una función determinada.
  • Impersonal Reflejo: solamente es posible encontrarlo en Tercera Persona del Singular o Plural. Tiene sujeto en concordancia con el verbo en número. No cuenta con sujeto gramatical pero sí Complemento Directo. Son oraciones impersonales dotados de verbos intransitivos y no tiene función determinada.
  • Falso "se": es cuando se pronominaliza Complemento Directo (lo) y el Complemento Indirecto (le) el pronombre "se" es sustituido por "le".

Otras formas de clasificar las oraciones según su nombre

  • Simples o Compuestas: en las simples es cuando llevan un verbo conjugado. Las compuestas son cuando llevan más de un verbo conjugado.
  • Unimembre o Bimembre: son unimembres cuando están compuestas por un único sintagma, sea nominal o verbal. Son bimembres cuando están compuestas por más de un sintagma, nominal y verbal.

Las oraciones también pueden ser:

  • Enunciativas, dubitativas o exclamativas.
  • Afirmativas o Negativas.
  • Transitivas o Intransitivas: las transitivas son aquellas que llevan un verbo transitivo y cuentan con Complemento Directo. Las intransitivas no llevan verbo transitivo y no cuentan con Complemento Directo.
  • Copulativas o Predicativas: son copulativas cuando llevan un verbo copulativo y predictivas cuando llevan cualquier otro verbo.
  • Activas o Pasivas: son activas cuando el verbo es activo y pasivas cuando el verbo está en voz pasiva.
  • Personales e Impersonales: las personales son cuando cuentan con un sujeto en la oración u omitido. Las impersonales son cuando no cuentan con sujeto, siendo muy común en verbos meteorológicos.

Con todos estos conocimientos estaremos preparados para hacer un manuscrito, una novela o un buen ensayo literario.