Te damos las pautas para dormir profundamente

Te damos las pautas para dormir profundamente

¿Cómo hacer... ?

Cómo dormir bien y conciliar el sueño

Te mostramos algunos remedios caseros para dormir bien y profundo. Con estos trucos y consejos podrás volver a descansar durante toda la noche.

Es necesario dormir bien para poder tener una salud de hierro, ya os indicamos las diferentes etapas del sueño en nuestro artículo de cómo hacer una interpretación de los sueños. Si tienes problemas para conciliar el sueño, te damos las pautas para "dormir a pierna suelta o como angelitos" y sentirnos mucho mejor a la mañana siguiente.

Posturas para dormir bien

Todos los expertos coinciden en cuál es la mejor y la peor postura para dormir en la cama. La mejor postura para dormir es de lado, ya sea el derecho o el izquierdo. Dormir de lado ayudará a prevenir dolores cervicales y de columna, mejorará el drenaje linfático de nuestro organismo y mejorará nuestra respiración. Esta postura es la más adecuada para todo el mundo, en general, y para las embarazadas en particular. También es la postura perfecta para las personas que roncan, ya que la garganta no se comprimirá. 

También hay personas que duermen boca arriba, y esto tampoco es malo, ya que se trata de una de las posiciones más neutras y una de las más generalizadas. Es una postura buena porque previene los dolores de cabeza, ya que la columna descansa de forma recta, y en el caso de las mujeres, mantiene la firmeza de los pechos. El principal problema de esta postura es que favorece los ronquidos ya que la lengua comprime la garganta, y se puede producir apnea del sueño, que resulta peligrosa porque la persona deja de respirar durante unos segundos.

La peor postura es dormir boca abajo ya que produce más estrés en el cuello y esto repercute en músculos y articulaciones. Si alguna vez hemos dormido boca abajo, notaremos, al levantarnos, dolor de brazos y hombros. Si somos de las personas que dormimos boca abajo, lo mejor es tener una almohada fina, ya que esto provoca mucho menos estrés en cuello y columna. Otra cosa que debemos saber es que en los bebés está absolutamente desaconsejado, porque puede producir lo que se conoce como muerte súbita del lactante.

Trucos para dormir bien

  • Mantener un horario regular es la mejor filosofía al respecto. Si nos dormimos a una hora determinada (por ejemplo, las 12 de la noche) nuestro cuerpo se irá acostumbrando y bajará, de forma natural, los niveles de actividad y los ritmos cardíacos, por lo que conseguiremos tener un sueño reparador.
  • Las cenas deben ser ligeras, de fácil digestión. Si cenamos pesado, nuestro organismo empleará gran parte de sus esfuerzos en hacer la digestión en lugar de bajar los ritmos cardíacos, por lo que conciliaremos el sueño con más dificultad. También deberemos evitar consumir bebidas estimulantes, que activarían nuestro cerebro y nuestro sistema nervioso..
  • Para conseguir dormir bien, empezaremos a introducirnos en lo que los médicos llaman la zona inconsciente. Por ello, un truco para dormir consiste en no realizar actividades intelectuales demasiado pesadas antes de meternos en la cama, porque emplearemos nuestra parte consciente y racional, y nos costará más entrar en la zona inconsciente.
  • Si, aún así, tenemos dificultades para dormir, no hay nada como darse un buen baño caliente antes de acostarse, puesto que el agua tiene un maravilloso efecto relajante sobre los músculos, por lo que después del baño estaremos en mejor disposición de dormir y descansar bien.
  • Otros trucos son la lectura de un libro ameno, que nos entretenga y nos haga olvidarnos de los problemas cotidianos y activar en nuestro cerebro ese lado inconsciente que necesitamos para conciliar un buen sueño.
  • Hacer ejercicio es una de las mejores rutinas en el día, para conseguir dormir bien de noche, ya que nuestro cuerpo libera las famosas endorfinas, que ayudan mucho a la relajación.
  • Tener un buen colchón, una almohada cómoda, y dormir desnudos o con pijamas o camisones ligeros y transpirables, nos hará sentir muy cómodos y nuestro cuerpo se sentirá relajado y en disposición de dormir bien. Además, una habitación limpia y bien ventilada, es uno de los requisitos imprescindibles para conciliar el sueño.
  • No puede faltar la música para dormir, uno de los elementos que ayudan a favorecer el sueño. La música debe ser de tempo lento, sin letra para no desconcentrarnos de nuestra misión principal, y de instrumentos suaves, como el piano, el arpa, el saxo o la guitarra, que favorecen la relajación. Las músicas más adecuadas son el folk, el jazz o la música clásica, que son las músicas instrumentales más populares para escuchar por la noche. 
  • Los sonidos de la lluvia y de la naturaleza, son también muy relajantes. Según diversos expertos, la mejor música para dormir es "Weightless", de Marconi Union. Fue creada específicamente para disminuir el ritmo cardiaco y la presión arterial. Hay muchas otras, pero esta es la más recomendada por la British Academy of Sound. Prueba a escucharla. Además de ser una melodía preciosa, es también una música extremadamente relajante que invita a dormir profundamente. 

Dormir las horas necesarias y dormir bien, es fundamental para nuestra salud. Favorece la eliminación de toxinas, el drenaje linfático, ayuda a fortalecer músculos, y es bueno para nuestra piel. Además, dormir bien evita los problemas de salud como la hipertensión o la diabetes, se minimizan en gran medida gracias a un buen descanso. Así que ya sabes, dormir bien es imprescindible para nuestra salud, porque proporciona muchos beneficios.

Prueba estos trucos y consejos y te levantarás con mucha más energía por las mañanas. Tendrás la sensación de que realmente has descansado bien, y eso repercutirá positivamente en tu rendimiento diario.