• 1 de 7

    Patatas fritas

    Empezamos eligiendo unas buenas patatas fritas. Son la clave de esta receta, porque en lugar de invertir el tiempo de lavar, pelar, cortar y freír nosotros las patatas, vamos a usar unas de bolsa, ya fritas. Por eso deben ser buenas. Nosotros utilizamos unas patatas artesanales fritas en aceite de oliva virgen extra, se nota la diferencia.

  • 2 de 7

    Huevos de calidad

    Por supuesto los huevos son importantísimos para hacer una tortilla de patatas de calidad. Nosotros elegimos unos huevos del "0", es decir, ecológicos. Como recomendación personal siempre intentad que los huevos sean del 0 o del 1, más allá empezamos a perder calidad.

  • 3 de 7

    Aceite de oliva virgen extra

    Aunque vamos a necesitar poco aceite en comparación con una tortilla de patatas normal porque no tenemos que freír las patatas, es recomendable utilizar un buen aceite de oliva virgen extra en nuestra receta para acabar la tortilla. En estos pequeños detalles es donde se notan las diferencias.

  • 4 de 7

    Batimos los huevos

    Una vez seleccionados los ingredientes podemos empezar a elaborar la receta más fácil y rápida de tortilla de patatas. El primer paso será batir cuatro huevos y añadir 3-4 puñados de patatas ligeramente machacadas con nuestro propio puño (sin hacerlas migas). Las dejaremos 10 minutos en remojo para que se reblandezcan.

  • 5 de 7

    Freímos la tortilla de patatas

    Una vez reposada la mezcla de huevo y patatas durante 10 minutos nos disponemos a freír la tortilla. Aquí para gustos, colores. Podemos hacerla más o menos para dejarla totalmente cuajada o que quede un poco jugosa por dentro. Yo soy de los segundos.

  • 6 de 7

    Tortilla de patatas fácil y rápida

    Una vez hemos pasado el huevo y la patata por la sartén ya la tendremos preparada y lista para disfrutar. Esta tortilla de patatas es un plato riquísimo que se prepara en solo unos minutos.

  • 7 de 7

    Opcional: Añadir piparras

    Como paso opcional podemos añadir unas piparras a la tortilla y quedará de muerte. También podemos echar jamón u otro embutido ibérico por encima. Con un pequeño toque le podemos dar la vuelta a una receta de tortilla de patatas que hemos elaborado en solo unos minutos.

Contenido patrocinado

Outbrain