Salamanca

El comercio salmantino apuesta por el Día del Padre para reactivar las ventas

16 marzo, 2021 12:11
La Asociación de Empresarios Salmantinos del Comercio (AESCO), integrada en CES, espera que las ventas en el comercio de Salamanca repunten con la celebración del Día del Padre, tras unas rebajas de enero que, lejos de cumplir con las expectativas de los comerciantes, han supuesto una drástica caída de facturación que roza el 40%.

El presidente de la patronal salmantina, Benjamín Crespo, lamenta el “momento que estamos viviendo de caída en el consumo”, pero confía en que a partir de ahora comience “una leve curva ascendente de reactivación, por lo que somos moderadamente optimistas de cara a la festividad de San José y puede ser el inicio de un mayor empuje de las ventas en el comercio de cara a los próximos meses”.

Por lo tanto, desde AESCO se suman un año más a la celebración del Día del Padre, después de que el año pasado no se pudiera celebrar por el confinamiento, y extienden su participación a todos los comercios salmantinos como ya hicieron en años anteriores, cuando decenas de establecimientos se unieron con una gran variedad de novedades y promociones para ponérselo más fácil al consumidor en la elección de ese regalo especial para los papás.

En este contexto, la patronal salmantina de comerciantes trabaja para que el Día del Padre se parezca cada vez más al Día de la Madre, “que es una celebración que tiene un gran impacto”, apunta Crespo, que agradece de antemano “el esfuerzo constante que hacen cada día los comerciantes, que son los que verdaderamente contribuyen a que el tejido productivo y comercial de Salamanca crezca y se mantenga”.

El presidente de AESCO subraya que “es importante fomentar el comercio local también de cara a la festividad de San José. El comercio de proximidad siempre ha trabajado por aportar valor añadido, lo está haciendo ahora durante esta terrible crisis, y lo hacía antes. Da luz, limpieza y seguridad a las calles y barrios; en definitiva, da vida a las ciudades. Por eso, entre todos, tenemos que ayudar a los establecimientos locales a superar esta pandemia porque nuestros comercios constituyen un elemento estratégico en la calidad de vida de las personas. Comprar en el comercio de a pie ayuda a reactivar la economía local”.



En esta línea, AESCO considera fundamental una vez más “apoyar, promocionar y dar mayor visibilidad al comercio local” de cara al 19 de marzo, que este año coincide en viernes. “La sociedad debe sensibilizarse y tomar conciencia de la contribución que el sector del comercio hace a la economía y al estado del bienestar”. Por todo ello, urge a las administraciones a abordar un plan económico efectivo y políticas concretas para el sector en estrecha colaboración “con las organizaciones empresariales más representativas del mismo, que somos las que conocemos de primera mano cuáles son las necesidades reales de nuestros comerciantes”.