Región

Una guía más "utilitaria" facilitará el diagnóstico en Atención Primaria

22 mayo, 2018 14:37

Una nueva guía de consulta más "utilitaria" facilitará a los profesionales el diagnóstico y una respuesta rápida a las personas con demencia en Atención Primaria al recoger en diez apartados las principales señales de este tipo de patologías, que pueden afectar a unas 50.000 personas en la Comunidad.

El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, ha presentado esta guía titulada 'Claves para la detección y la intervención precoz de las demencias en Atención Primaria' en un acto en el que ha estado acompañado por representantes de la Federación de Asociaciones de Familiares de Enfermos de Alzheimer (Afacayle) --que engloba a 28 asociaciones-- y otras entidades como Plena Inclusión.

Sáez Aguado ha incidido en que las demencias, entre ellas el Alzheimer, son un problema "muy relevante" asociadas a la elevada esperanza de vida de Castilla y León y se estima que el deterioro cognitivo está presente en el 17 por ciento de los mayores de 65 años, aunque las demencias afectan a un porcentaje inferior, en torno al 10 por ciento, unas 50.000 personas.

Así, ante este problema de salud pública, el consejero ha recordado que ya se elaboró en 2007 una guía de atención al paciente con demencia para Atención Primaria, además se colaboró a nivel nacional en una estrategia para las enfermedades neurodegenativas y se llevado a cabo con las asociaciones el proyecto Mapea (Mapa de la enfermedad de Alzheimer y otras demencias en España).

Tras el resultado de este proyecto, que pretendía conocer la situación, la atención, el seguimiento y trabajo que se desarrolla, cómo se abordan los casos, quién actúa y con qué herramientas, etcétera, se ha llevado a al conclusión de que en Castilla y León están "bien orientadas las actuaciones" en Atención Primaria y en los hospitales se cuentan con unidades específicas y hay equipos de investigación que trabajan en la materia en la Comunidad.

Necesidad de una "guía rápida"

Sin embargo, surgieron algunas propuestas que llevaron a la elaboración de esta guía, dado que los profesionales pedían un documento de consulta "más rápida", que ha dado como resultado este documento en el que han participado psiquiatras, neurólogos, médicos de familia, personal de enfermería, trabajadores sociales y técnicos de asociaciones y de Sacyl. Además, el anterior documento era muy amplio y a veces generaba "resistencias" en su consulta.

En esta guía se recogen diez cuestiones principales que van desde qué es la demencia o qué no es, los aspectos preventivos, los síntomas que puedan que hacer sospechar que se está ante esta situación, qué hacer, cómo intervenir e incluso consejos sobre qué decir a los pacientes, los recursos que hay o aspectos legales importantes sobre la materia.

El objetivo, ha agregado Sáez Aguado, es dar una orientación global de consulta rápida, con una guía más sencilla sobre documentación técnica para mejorar un diagnóstico precoz, mejorar la experiencia de las asociaciones o aportar recursos en Atención Primaria como el TAC craneal (ésta es una de las que hace tiempo se han incorporado, pero hay más de 200 pruebas en el catálogo de Primaria para facilitar en caso de derivación llegar con más información).

La presidenta de Afacayle, Milagros Carvajal, ha destacado la importancia que tiene el tiempo en este tipo de enfermedades y se veía un "lapsus" que hizo que e mantuvieran reuniones para elaborar un documento "más utilitario" y abordar esta cuestión desde un punto de vista sociosanitario, ya que en el ámbito sanitario había algunas lagunas, no tanto desde el punto de vista social.

Así, cree que esta nueva guía va a ser de utilidad para los profesionales que más contacto tienen con los familiares de los enfermos, ha apuntado Carvajal, quien ha advertido de que son un tipo de enfermedades que cada vez afectan a gente más joven, aunque por ahora son casos mínimos pero que afectan a la persona en su plena vida laboral y en pleno rendimiento. Además, ha recordado que lo que persiguen es que los enfermos pasen más tiempo en casa, pero atendidos, y los familiares estén cuidados.