Explotación laboral

'Querida explotación laboral: te dejo': la sobrecogedora carta de renuncia de una médico

En la jungla. Una profesional de urgencias denuncia en una carta viral las condiciones de "esclavitud" del sistema sanitario español. "Trata a sus profesionales como basura".

El 'síndrome de Burnout' ha llevado a la doctora Lalanda a renunciar a su profesión.

El 'síndrome de Burnout' ha llevado a la doctora Lalanda a renunciar a su profesión.

  1. Explotación laboral
  2. Sanidad
  3. Medicina
  4. Polémica
  5. Médicos

"Estoy en la calle. He renunciado a mi contrato de guardias. He renunciado a la explotación laboral sangrante y despiadada. He renunciado a la esclavitud de un sistema sanitario absurdo que trata a sus profesionales como basura". Así arranca la carta abierta con la que Mónica Lalanda, una médico de urgencias, autora del cómic Con-ciencia médica y reconocida ilustradora del sector, ha puesto punto y final a toda una carrera plagada de éxitos en la medicina. No puede más. 

Lalanda ha escrito en su blog, 'Mediacuadros' (que ha recibido más de un millón de visitas en tres años), una sobrecogedora carta abierta que se ha colado entre lo más leído del agregador de noticias Menéame y está siendo compartida de forma masiva. En ella describe una situación de explotación laboral dantesca, que a alguien ajeno al sistema le costaría imaginar. Lalanda no sólo utiliza calificativos como "absurdo" o "basura" para referirse al sistema sanitario español, sino que, a lo largo de 13 puntos, argumenta los motivos que le han llevado a tomar esta drástica decisión, tras décadas dedicada al cuidado de sus pacientes.

"He renunciado al pisoteo de un jefe que, como tantos otros en la medicina española, maneja su servicio como si fuera su cortijo. [...] He renunciado a trabajar en un sistema con médicos de primera que viven a costa de médicos de segunda. He renunciado a turnos de 24h sin derecho a descanso que ponen en peligro mi salud y sobre todo, la seguridad de mis pacientes", denuncia en la misiva digital.

Lalanda, que administra la cuenta de Twitter @médicoscabreados, en la que se visibilizan algunos de los atropellos que sufre la medicina de nuestro país, explica en su portfolio de presentación que su credo personal incluye aspectos como luchar por lo que uno cree, que el "así se ha hecho toda la vida" nunca es una razón válida o que "la cobardía paraliza el mundo".

Precisamente por ello se ha decidido a dar el paso definitivo y poner fin a una profesión que se había convertido en un castigo en los últimos años y no le hace feliz. Renuncia, tal y como narra, a "la inseguridad laboral", a "trabajar con excelentes profesionales que han ido olvidando lo que fue su orgullo personal y profesional". También lo hace "al maltrato y la indignidad, el agotamiento, la estupidez, el despotismo, el abuso, la mala organización, la falta de planes a medio y largo plazo, la carencia absoluta de solidaridad y profesionalidad".

El testimonio finaliza con una reflexión para aquellos que pudiesen poner en duda el amor que Lalanda siente por su profesión. "Quise ser médico desde que me alcanza la memoria, hace 25 que me gradué; pasé 5 de formación en Inglaterra, 12 de adjunto en Urgencias en Inglaterra y 8 de adjunto de Urgencias en España. Soy médico de pies a cabeza pero no puedo más". "Soy la cara de miles de médicos que no pueden dar el mismo paso", confiesa la doctora en un breve email a EL ESPAÑOL.