Diana Quer

Diana Quer: la investigación da un giro al certificar que no pasó por casa antes de desaparecer

Las informaciones obtenidas por la Guardia Civil gracias al movimiento de su teléfono móvil alteran las pesquisas.

Diana Quer.

Diana Quer.

  1. Diana Quer
  2. Personas desaparecidas
  3. Guardia Civil

Diana Quer no pasó por casa. Las informaciones que la Guardia Civil ha obtenido gracias al movimiento del teléfono móvil desmienten lo que en principio era una de las principales pistas de la investigación. La joven no fue a su vivienda antes de desaparecer y tampoco se cambió de ropa, pero sí subió a un coche desde el que se le perdió el rastro.

Según publica Cuatro en el programa En el punto de mira, Diana Quer no fue a su casa en la noche de su desaparición, el 22 de agosto. La señal del teléfono móvil desvela que la joven abandonó el parque en el que se encontraba con sus amigos, en A Pobra do Caramiñal, pasadas las 2.30 de la madrugada. Después emprendió el camino que debía llevarla a su casa, a unos veinte minutos a pie.

Como contó EL ESPAÑOL, hay un punto del camino en el que Diana debía elegir entre una ruta u otra: una, por una carretera entre viviendas; otro, una vía peatonal que transcurre con poca iluminación.

Pero de acuerdo a las últimas informaciones, la joven no llegó a ese cruce, sino que se detuvo poco antes de alcanzarlo. Fue en ese punto en el que Diana Quer se subió a un coche: todos los indicios apuntan a un Audi A3 de color negro. La Guardia Civil se dedica a cotejar los datos de miles de matrículas para intentar obtener datos del conductor.

La ropa, punto clave

La pista que hizo pensar a la Guardia Civil que Diana Quer había pasado por casa era la descripción que la madre había ofrecido sobre la ropa que llevaba puesta esa noche. "Llevaba un short rosa y una camiseta blanca", explicó Diana López-Pinel ante los medios. Esa era la descripción que figuraba en los carteles sobre su desaparición.

Esos pantalones rosas fueron encontrados por los agentes de la Benemérita en la vivienda de A Pobra do Caramiñal, en la que veraneaba con su madre y su hermana Valeria. Por eso, todo apuntaba a que había pasado por allí para cambiarse de ropa.

La madre señaló que, en caso de que Diana hubiera pasado por casa, se hubiera percatado de su presencia: ella dormía en la habitación de al lado con la puerta abierta. La nueva pista de la Guardia Civil -que no hubiera pasado por casa- revela que la madre no incurrió en contradicciones en su declaración, sino que cayó en un error. Su hija no llevaba esa noche los pantalones rosas, sino unos muy parecidos de color blanco.