Varios coches han sido arrastrados por la tromba de agua en Sant Llorenç.

Varios coches han sido arrastrados por la tromba de agua en Sant Llorenç.

Sucesos

10 muertos y un niño desaparecido por el desbordamiento de un torrente en Sant Llorenç (Mallorca)

Al menos 10 personas han muerto y un niño de cinco años sigue desaparecido tras las fuertes lluvias caídas en la noche del martes en Mallorca que provocaron el desbordamiento del torrente de la localidad mallorquina de Sant Llorenç des Cardassar y el cierre de varias carreteras en la zona de Levante de la isla. En total, hasta 220 litros de agua por metro cuadrado cayeron anoche en el este de la isla balear, según el Govern balear.

Los servicios de emergencia y rescate que trabajan a marchas forzadas en la zona afectada, que será declarada zona de catástrofe por el Gobierno de manera que se otorguen ayudas y todo tipo de recursos para que las poblaciones afectadas se reconstruyan.

Centenares de vecinos han quedado incomunicados y la circulación es imposible para coches y viandantes debido a la riada, que ha arrastrado a varios automóviles aparcados en la calle. 

Una fuerte riada ha arrasado la localidad mallorquina de San Llorens de Cardasar esta noche

112 Baleares informó de las dos últimas víctimas, dos varones localizados en las zonas de Artà y s'Illot.

Uno de los fallecidos es un hombre de avanza edad con movilidad reducida que se encontraba en el sótano de su casa en la calle Ordines de Sant Llorenç, al que sorprendió la tromba de agua.

Además, una mujer ha sido localizada sin vida también en su vivienda de Sant Lorenç des Cardassar, según el servicio de emergencias 112, que coordina las tareas de rescate. La tercera víctima es una mujer que quedó atrapada por el agua mientras conducía.

El exalcalde de Artà, Rafael Gili, de 71 años, se encuentra entre los fallecidos por los desbordamientos. Gili, de la extinta Unió Mallorquina, ha fallecido ahogado en esta localidad, de la que fue alcalde en dos periodos, entre 2004 y 2005 y en la legislatura 2007-2011.

También han anunciado la muerte de una mujer en S'Illot, a diferencia de las otras personas fallecidas en Sant Llorenç, principal foco de la catástrofe. En esta zona han del Levante mallorquín han caído algo más de 120 litros por metro cuadrado.

Una sexta víctima mortal de los desbordamientos del Levante de Mallorca, sin identificar, ha sido hallada esta mañana por los equipos de rescate

Según informa el Daily Mail dos británicos están entre los muertos. Ambos cogieron un taxi que quedó atrapado por la lluvia y el conductor está desaparecido. Se desconoce si son turistas o vivían allí. 

El Servicio de Emergencias del Govern balear ha decretado el Índice de Gravedad 2 del Plan Inunbal en la isla de Mallorca y recomienda "mucha precaución" y no acceder al municipio de Sant Llorenç.

Decenas de vecinos alojados en el Polideportivo Miguel Ángel Nadal tras quedar Sant Llorenç anegado.

Unos 80 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias han llegado este miércoles a la base aérea de Son Sant Joan a bordo de un Hércules para ayudar en las inundaciones.

Sánchez y Casado visitan la zona

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se ha desplazado este miércoles a Mallorca para seguir la situación de emergencia que se registra en el este de la isla. Sánchez ha anunciado que el Consejo de Ministros tramitará el jueves en una reunión extraordinaria que sea declarada zona catastrófica y que se tomen medidas para paliar las consecuencias de las inundaciones y "recuperar su día a día en la mayor brevedad posible".

Al mismo tiempo, Pablo Casado se ha desplazado para conocer de primera mano la situación en la isla. "Es una catástrofe que a toda España nos tiene absolutamente aterrados", ha manifestado el líder del PP que ha recordado que en este asunto "vamos todos juntos".

En torno a un centenar de personas  han pasado la noche en el polideportivo de Manacor, habilitado junto a otros espacios públicos para acoger a quienes no pueden llegar a sus casas o han tenido que abandonarlas a causa de las inundaciones.

Las carreteras de la zona también se han visto afectadas por el temporal. De hecho hay nueve cortadas a causa de los desbordamientos, según el Consell de Mallorca. 

Los daños materiales causados por el desbordamiento del torrente son muy cuantiosos, según testigos presenciales de la riada y de los servicios de emergencia desplazados al lugar.