Uno de los momentos de la pelea entre radicales de ambos equipos.

Uno de los momentos de la pelea entre radicales de ambos equipos.

Sociedad

Un absuelto del 'caso Jimmy' quiere que el Estado le indemnice

Estuvo más de cinco meses en prisión y denuncia que lleva otros seis esperando que su absolución sea firme.

Alejandro Requeijo Daniel Montero

Noticias relacionadas

Pedro M.M. fue detenido el 24 de enero de 2016 y permaneció más de cinco meses en prisión preventiva acusado de haber amenazado a un testigo protegido en el caso del asesinato de ‘Jimmy’, el ultra del Deportivo de La Coruña que murió tras un enfrentamiento con los radicales del Atlético de Madrid. En julio resultó absuelto de los delitos de los que se le acusaba y quedó en libertad. Ahora, estudia solicitar una indemnización por el tiempo que permaneció en la cárcel madrileña de Soto del Real.

Según informa a este periódico el abogado de Pedro M.M, su arresto y posterior encarcelamiento le ha generado numerosos contratiempos relacionadas con su trabajo y hasta con su estado de salud. Se encuentra bajo tratamiento psiquiátrico. Esta situación se ha visto agravada además por el hecho de que, a día de hoy, medio año después de que el Juzgado de lo Penal número 14 le absolviese, esa sentencia todavía no es firme.

La Fiscalía tenía diez días de plazo para recurrir, pero no ha sido hasta el pasado mes de diciembre -cinco meses después de la sentencia- cuando el Juzgado emitió una providencia informando de que el Ministerio Público presentó su recurso “en tiempo y forma oportunos”. A lo largo de estos meses, la defensa de Pedro M.M. había presentado hasta cuatro escritos al Juzgado pidiendo que se declarase firme la sentencia sin obtener ninguna respuesta.

Culpa al funcionario

Pedro M.M. alega que esta situación de espera le está causando “un grave perjuicio personal, familiar y profesional”. Por ello en uno de los escritos pide que “se agoten las medidas disciplinarias contra el funcionario de la Administración de Justicia encargado de la tramitación de la presente causa y ello por el grave perjuicio que se está causando”. También pide poner los hechos en conocimiento de la Fiscalía y el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

El fiscal pedía para Pedro M.M. hasta tres años de cárcel por obstrucción de la Justicia. Según el relato del Ministerio Público, él y otra persona que también resultó absuelta se presentaron el 22 de enero de 2016 a las 19.30 en el Corte Inglés de la Castellana de Madrid donde trabajaba el testigo protegido G-303. Este testigo tenía que prestar declaración tres días después en el juicio contra un menor de edad implicado en la muerte de ‘Jimmy’, que finalmente también resultó absuelto.

Una deuda de taxi

Según el relato del fiscal, una vez llegados al establecimiento y tras subir a la planta donde trabajaba el testigo protegido los acusados lo amedrentaron para que modificara su declaración en el juicio oral, manifestándole que si no se portaba bien lo matarían a él y a su familia, además de hacerle gestos amenazadores con la mano. No obstante, según la sentencia que les absolvió, ambos acudieron al centro comercial donde el acompañante de Pedro M.M. “intentó que el testigo le pagara la totalidad de una deuda contraída por un servicio de taxi”. “No resulta sin embargo acreditado el resto de hechos que ha dado lugar a la formación de esta causa”, zanjaba.     

Precisamente, según informó EL ESPAÑOL esta semana, el Pleno del Tribunal Constitucional ha acordado otorgar el amparo a un hombre al que el Tribunal Supremo negó el derecho a ser indemnizado por el Estado tras haber sufrido prisión preventiva durante un año y tres meses por un supuesto delito de tráfico de drogas del que fue absuelto.