Imagen de la hebilla del cinturón al pasar por el escáner.

Imagen de la hebilla del cinturón al pasar por el escáner. Mossos Twitter

La Jungla

La hebilla con forma de granada y otras estupideces que no deberías llevar

En la Jungla. La hebilla de un cinturón con forma de granada ha causado el desalojo de las estaciones de Sants y Atocha. Pero hay más accesorios de este tipo que te pueden dar un buen susto

Es mejor prevenir que curar, y a tenor de los acontecimientos de los últimos años, en los que hemos visto atentados de todo tipo y color en transportes y espacios públicos de Europa y EEUU y especialmente tras el 11S, un día que marcó a fuego a todos los que lo vivimos es normal que las fuerzas de seguridad actúen con contundencia ante el más mínimo signo de un posible ataque terrorista. Hoy hemos visto como las dos estaciones ferroviarias más importantes de España, primero Sants y luego Atocha eran evacuadas ante una posible amenaza de bomba. La razón, finalmente, ha sido digna de un titular de El Mundo Today: la hebilla de cinturón con forma de granada de mano que llevaba una pasajera.

Dejando de lado la cuestión estética, que cada uno puede tener su propia opinión, intentar subirte a un tren en una ciudad que hace poco más de un año vivió un atentado terrorista que pudo ser mucho peor si en vez de volar su casa hubieran volado la Sagrada Familia como planeaban es una idea que solo puede ser tomada por un concilio neuronal de baja asistencia. Y todo para ir de malote, para compensar algún déficit de confianza en uno mismo haciendo al mundo creer que eres algún tipo de gangsta por llevar un cinturón ridículo. Pista: normalmente los gangsters de verdad no llevan estas cosas.

Las fundas con forma de pistola: otra estupidez que ha costado más de un susto

Pero no solo de cinturones con forma de granada viven los idiotas. Las fundas con forma de pistola también han causado ya problemas serios y algo nos dice que seguirán dándolos. El pasado mes de mayo la policía local de Las Palmas ya tuvo que gastar sus energías porque un tipo tuvo la brillante idea de pasearse por el Centro Comercial Las Arenas. Avisados de que un individuo sospechoso paseaba con un posible arma, montaron un dispositivo de seguimiento y cuando llegó a casa le esperaban unas cuantas patrullas que descubrieron qué se escondía en tras la pistola.

No es la primera vez que pasa algo así, en 2015 en Nueva York también se vivió una situación similar. Además, en este caso hay un agravante mayor, y es que te permite coger el teléfono por la empuñadura del arma al ir a descolgar. Teniendo en cuenta que hay partes del mundo en el que hay antecedentes de que la policía primero dispare y luego pregunte, el riesgo que suponen estas fundas va más allá de un simple susto. En realidad uno casi tiene la sensación de que estamos a poco tiempo de que alguien tenga la brillante idea de encenderse un cigarro con un mechero-pistola en el aeropuerto de Nueva York o algo así.

La estupidez humana es infinita y es muy posible que haya más accesorios de este tipo, o que salgan nuevos en el futuro. Así que haznos (y hazte) un favor si tienes gusto por este tipo de accesorios: estás en tu derecho de usarlos -hay quien dirá que por desgracia-, pero al menos piensa un poco a dónde vas y las confusiones que puede llegar a generar. Nos ahorraras, a ti incluido, muchos disgustos.