La Jungla

Así ha sido el acoso indepe al director del instituto Martin Luther King

En la Jungla. El director criticó que Torra usase el nombre del activista para hacer un paralelismo con el proceso catalán y tras las presiones independentistas se ha desdicho. 

El director del Instituto de Educación e Investigación Martin Luther King Jr. de la Univeridad de Stanford (California), Clayborne Carson, ha criticado al presidente Quim Torra por usar el nombre del activista estableciendo un paralelismo entre el proceso soberanista y la lucha del líder afroamericano. 

Así lo recogía El Confidencial en este artículo publicado el pasado viernes, citando las declaraciones de Torra, en las que manifestó que "esta es la propuesta que hago al pueblo de Cataluña: o libertad o libertad. Y amparado en el mandato del 1 de octubre y tomando como ejemplo luchas como la de Luther King, propongo una marcha por los derechos civiles, sociales y nacionales de Cataluña". 

Carson declaró al mismo medio que "no es justo que usen su figura. Luther King trataba de liberar a los afroamericanos de un sistema opresor, y no veo que formar parte de España sea una opresión. Para empezar, nadie impide a los secesionistas ejercer sus derechos humanos fundamentales, ni veo en general que sean oprimidos como grupo, así que uno y otro movimiento no son comparables. Es ir demasiado lejos". 

Motivación económica

Además, el director añade que "no se puede obviar que existe una motivación económica en el movimiento de independencia de Cataluña", explicando que "se trata de una región rica que si se separase de España generaría un perjuicio a otros grupos sociales".

Afirma además Carson que cree que los catalanes abogan "por la resistencia no violenta, pero eso por sí mismo no es seguir el camino de King, porque lo que están haciendo en realidad es negar a otra gente los derechos que reclaman para sí". Reconociendo, no obstante, que no tiene "todos los detalles", insiste en que "no creo que separar una región rica de un país sea comparable a defender los derechos humanos". 

Pues bien, después de publicarse este artículo, el periodista Juan Soto Ivars ha recopilado algunos de los tuits "amables" que ha recibido el director del instituto:

Algunas de las perlas que le han dedicado a Carson son las siguientes:

"¡Qué vergüenza! España es un estado fascista con prisioneros políticos. Luther luchaba democráticamente contra la injusticia. El mismo caso que nuestro presidente Torra". 

"Deberían venir a Cataluña antes de hablar sin saber. La causa de Martin Luther King es universal y la causa catalana es la historia del anticatalanismo de los españoles".

"Gente en la cárcel, personas enmascaradas vienen a la ciudad de noche con objetos cortantes, algunas personas tienne miedo por sus familias, la policía golpea a manifestantes pacíficos. No tienes ni idea". 

"¿Es cierto lo que se puede leer en este artículo? Tenga cuidado, este periódico es el medio favorito de la policía española, y su respeto por la verdad es peor que su gusto por la propaganda. Sigue mi consejo, este no es el tipo de papel que Martin leería en absoluto". 

Carson niega la mayor

Ante tales reacciones en su cuenta de Twitter y, como asegura El Confidencial, recibir cartas, llamadas y mensajes desde las filas independentistas, el director decidió escribir una entrada en su blog desmarcándose de sus declaraciones. "Me sorprendió y me perturbó descubrir que me habían citado erróneamente en un periódico español que decía que Martin Luther King, Jr. se habría opuesto al movimiento independentista catalán", aseguró.

En respuesta, el medio de comunicación ha publicado los audios, demostrando que Carson sí había hecho esas declaraciones:

"Las matizaciones nos obligan a publicar los audios de la entrevista. En su comunicado, por ejemplo, el doctor insiste en subrayar aspectos como que él defiende la resistencia no violenta. Se trata de cuestiones que mencionó de pasada y que quedan reflejadas en el artículo. Él lleva ahora a primer plano lo que durante la conversación fueron matices. Y al revés: convierte en matices lo que durante la entrevista fueron los vectores de su exposición", escribe El Confidencial