La Jungla

La consideran "demasiado vieja" para ser víctima de acoso y archivan el caso

En La Jungla. La Fiscalía ha considerado que una mujer madura no puede ser acosada por su edad, así que ha dejado de investigar un caso de supuesto acoso sexual en el trabajo.

Lamentablemente no es tan poco corriente toparse con argumentos judiciales que resultan incomprensibles para quienes no somos juristas e, incluso, ridículos. El último episodio surrealista se ha vivido en Italia, donde un tribunal ha considerado que una mujer de 50 años no pude sufrir acoso por su madurez.

La Fiscalía italiana ha renunciado a seguir investigando un caso de acoso sexual contra el expresidente de la Federación Italiana de Fútbol, Carlo Tavecchio, al que había acusado la presidenta de un equipo femenino de la región de Lacio, Elisabetta Cortani.

Según los documentos del caso, que recoge The Guardian, se admite que los hechos podrían haber sucedido, pero que la mujer, que tenía por aquel entonces 50 años, "no pudo experimentar sumisión o miedo" porque tenía una edad avanzada. 

"Demasiado vieja"

Otro de los argumentos de la Fiscalía es que la mujer tardó en interponer la denuncia, que formalizó en noviembre de 2017 por unos hechos que habrían tenido lugar hasta agosto de 2016. Así que el Ministerio Público ha solicitado el cierre del caso a pesar de que Cortani ha aportado vídeos y audios del supuesto acoso.

Para ella, la reacción de la Fiscalía supone "una señal terrible para todas nosotras". Ella acusa a Tavecchio de haberle tocado los pechos sin su consentimiento y de intentar besarla en los labios. "Demasiado vieja para sentir temor e intimidación ante un señor que me habla de esa forma y me pone las manos encima", criticó la mujer.