La Jungla

No sabes escribir la letra "g" tipográfica y este reto viral lo demuestra

En la Jungla. Sabes escribir la letra "g". Claro que lo sabes. Entonces ¿eres capaz de identificar cuál de estas cuatro versiones es la correcta?

Escribir la letra "g" es fácil ¿verdad? Claro, la hemos escrito miles y miles de veces. Un circulito y luego una especie de tripa colgandera que cae hacia abajo. Sí, sencillo. Hasta que alguien te pide que reconozcas la letra "g" escrita con tipografía mecánica. Ahí es donde empiezan los dramas.

Así lo explica una investigación de la Universidad John Hopkins de Baltimore, que asegura que el 99% de las personas no saben que existen dos versiones de la letra y no son capaces de identificarla correctamente. Por lo que han decidido proponernos un pequeño juego:

¿Acertaste? Si la respuesta es positiva... ¿dudaste?

Esto se debe a que hay dos formas de escribir esta letra, y en los colegios, por lo general solo se enseña una. La que aprendemos es conocida como opentail y está orientada a la izquierda y tiene la serifa (el trazo que cae hacia abajo) abierto. Por otro lado está la looptail orientada a la izquierda y con la serifa cerrada.

En una primera fase del estudio, se pidió a 38 personas que enumerasen cuántas letras tienen dos versiones minúsculas, solo dos mencionaron la "g" y solo uno fue capaz de dibujar las dos versiones (y fue más o menos) a pesar de haberla visto tantas y tantas veces en periódicos, novelas o cualquier tipo de texto mecanografiado que use tipografías del tipo romano como la famosísima Times New Roman que casi todos los procesadores de texto usan por defecto.

En otra prueba, se pidió a 16 voluntarios que leyeran un párrafo pronunciando en voz alta las palabras que tuvieran una letra "g". Cuando se les pidió que escribieran el mensaje, la mitad escribió la versión caligráfica que casi todos solemos escribir, los que se lanzaron con la otra versión lo hicieron mal, salvo uno.

La última prueba fue el mismo juego que se te ha propuesto en el inicio de este texto, elegir entre cuatro versiones de la letra "g" y decir cuál es la correcta. De 25, solo 7 acertaron. 

¿Qué implica todo esto? Básicamente que, en contra de lo que podíamos pensar, no basta con ver algo muchas veces para aprenderlo.