La Jungla

Otegi se hace la víctima y le cae un zasca recordándole sus secuestros

En la Jungla. Parece que hoy no ha sido el día de Otegi. Primero se confunde de efeméride y después se lleva un buen corte al intentar victimizarse en Twitter.

Arnaldo Otegi ha protagonizado este martes dos ridículos espantosos con un solo tuit. Ha aprovechado la condena del Tribunal Europeo de Derechos Humanos al Estado español por el “trato inhumano y degradante” de la Guardia Civil a los etarras Igor Portu y Martín Sarasola para decidir que este 13 de febrero era el Día Mundial contra la Tortura, cuando en realidad ese día se conmemora el 26 de junio, como explicaba este artículo de EL ESPAÑOL.

En el hilo que seguía a este primer tuit, Otegi enumeraba las supuestas torturas que dice haber sufrido en Intxaurrondo y en la Dirección General de la Guardia Civil, pero no contaba con que el relato podía volverse contra él, como así ha sido.

El ciudadano vasco Luis Abaitúa

La respuesta más celebrada a los tuits de Otegi ha sido la del tuitero @Schuma78 que no ha dudado a la hora de recordarle cómo se las gastaba en febrero de 1979 cuando, junto a otros miembros del comando de ETA Político Militar al que pertenecía, mantuvieron secuestrado a Luis Abaitúa, el director de Michelin en Vitoria, que llegaría a perder hasta seis kilos durante su cautiverio.

Precisamente, las torturas a las que Otegi se estaba refiriendo habrían sucedido cuando fue detenido por su pertenencia a ETA y por este mismo hecho, que le ha narrado el tuitero vasco calzándole un zasca épico:

Otegi, de momento, no solo no se ha dado por aludido, sino que ha traducido los mismos tuits al euskera y al catalán (imaginamos que el gallego lo dejará para la intimidad), y ha fijado su primer mensaje, reiterando que hoy es el Día contra la Tortura cuando, lo que se celebra, es el Día Mundial de la Radio. Paradojas.