La Jungla

'PuigdeKong', el Donkey Kong 'indepe' en el que se esquiva a los jueces

En la Jungla. La última vuelta de tuerca alrededor de la incierta investidura de Carles Puigdemont es un juego para Android emulando al mítico Donkey Kong. 

Con el presidente del Parlament, Roger Torrent, haciendo caso omiso al requerimiento del Tribunal Constitucional, se mantiene para las tres de la tarde de este martes la convocatoria del pleno donde se investiría a Carles Puigdemont como president de la Generalitat de Cataluña.

Todavía no sabemos si se personará pesando sobre él una orden de búsqueda y captura que el Supremo mantiene en territorio nacional, pero los indepes ya se han movilizado para que Puigdemont esté más presente que nunca en la sesión.

Así, la primera de sus surrealistas ideas pasa por distribuir caretas con el rostro del expresident. La segunda, que llegaba este lunes a nuestros teléfonos Android, es el juego PuigdeKong, una versión del famoso Donkey Kong en el que el político tiene que superar un sinfín de obstáculos para llegar a la presidencia.

Eso sí, si perdemos una vida, una avalancha de monigotes con el aspecto del expresident con consignas independentistas como "república o república" o "tots som Puigdemont" (todos somos Puigdemont).

El juego es básicamente el mismo que Donkey Kong, juego lanzado por Nintendo en 1981 y que sería la primera aparición de Super Mario -aunque en aquel momento se llamaba Jumpman y en vez de fontanero era carpintero-. Puigdemont toma el manto de Mario, mientras que Rajoy es el malvado gorila que en vez de raptar a la princesa en apuros, hay que rescatar el Parlament.

Escapar de la justicia y la policía

Obligado a esquivar a la Guardia Civil, a la polícia e incluso a los jueces o al mismísimo Mariano Rajoy, su misión es llegar a la sede de la Generalitat. Como la vida misma. La partida se inicia con varios mensajes que recuerdan el 1-O y critican la “pasividad europea” de los últimos meses.

Si tenemos la mala suerte de caer ante alguna autoridad, aparecen varias personas emulando a Puigdemont y repitiendo en pantalla diferentes consignas independentistas. La idea del juego surgió a raíz de un diálogo en Twitter y se materializó a las pocas horas:

El juego, solo disponible para Android, cuenta con una valoración del 4,8 en Google Play, donde su descripción nos anima a ayudar al "candidato elegido a llegar al Parlament y salvarlo de las garras del mono antidemócrata y sus secuaces", señalando que "hoy en día todo el mundo espera la Inquisición española".