Edelmira Barreira, ministra del sexo según The Sun.

Edelmira Barreira, ministra del sexo según The Sun. senado.es

La Jungla Demografía

"España nombra a una ministra del sexo": el calenturiento bulo que recorre la prensa inglesa

En la Jungla. Edelmira Barreira pasa de "comisionada para el reto demográfico" a "zarina del sexo" en los medios británicos. El origen de la intoxicación es el mismo periodista que se inventó que Rajoy quería prohibir la siesta.

Paolo Fava

Los españoles tienen un problema que no se soluciona entre las sábanas. La pirámide demográfica se viene abajo. Dentro de 30 años habrá más jubilados que trabajadores y cada vez más ancianos alcanzarán los 100 años, al tiempo que la población se reduce. El sistema de pensiones y la Seguridad Social se encaminan a una situación crítica, y el Gobierno ha nombrado a una comisionada para encarar específicamente este reto. Pero los medios británicos prefieren contar una historia más picante: el de una joven y atractiva "zarina del sexo" que viene a despertar la líbido aletargada del españolito medio.

Los titulares salpimentados de dobles sentidos y comillas simples, esas trampitas que se permite el periodismo retozón, obligan al redactor a ciertas libertades a la hora de traducir las expresiones coloquiales británicas. "AL TURRÓN: España ha designado a una 'ministra del sexo' para urgir a las parejas a que tengan más hijos y den la vuelta a la tasa de natalidad del país en desplome" - titula The Sun; "España nombra a una ZARINA DEL SEXO para animar a las parejas a darse más achuchones" - aporta The Mirror. "España crea una nueva posición para ayudar a la gente a quedarse embarazada" - elabora el Daily Mail con ecos del Kamasutra.

Todas estas referencias vienen nutridamente acompañadas de fotografías y vídeo de Edelmira Barreira, de 38 años, senadora del PP por Ourense hasta su nombramiento el pasado 28 de enero como comisionada para el reto demográfico, un cargo que depende del ministerio de Presidencia que encabeza Soraya Sáenz de Santamaría. Su cometido incluye el de revertir la tasa de natalidad entre las familias españolas, que con 1.32 hijos es de la más baja de Europa, y en donde por primera vez en tiempo de paz las muertes superan a los nacimientos.

Pero ni el ministerio, ni el Gobierno, ni la propia comisionada ha mencionado una sola palabra sobre el sexo. En un formato de teléfono estropeado, los medios británicos han pasado del "España necesita más bebés" a "España necesita hacer más el amor". Una cita sobre "la cultura de los largos horarios laborales y de hacerlo todo tarde" de Rafael Puyol, del IE Business School de Madrid, se repite de un diario a otro: "No ayudan a formar una familia, y cuando llega el niño es peor todavía".

Es cierto que horarios, trabajos y estrés no contribuyen a una vida sexual despreocupada. Pero no es una problemática específica española. "La gente ha expandido su repertorio sexual durante la década pasada pero ahora mantienen relaciones sexuales con menos frecuencia. Trabajan muy, muy duro, están muy ocupados". Estas eran las conclusiones de un estudio publicado en 2013 en The Lancet precisamente sobre los ingleses y recogido por Reuters. Asumir que los españoles, como si del oso panda se tratase, se enfrentan a la extinción por falta de interés en el sexo no tiene la menor validez demostrativa.

Los titulares en la prensa británica sobre la zarina del sexo.

Los titulares en la prensa británica sobre la zarina del sexo.

Tanto la cita de Puyol como el título de "zarina del sexo" provienen del mismo sitio: lamentablemente no es un tabloide, sino de un decano de la prensa mundial, The Times. Han sido ellos quienes se han hecho eco de la creación del comisionado como un intento gubernamental de erotizar a los españoles. Firma la información su corresponsal en Madrid, Graham Keeley, el mismo periodista que hace un año cargaba las tintas en otra información cargada de mitos sobre los horarios de los españoles tan populares entre los británicos: la propuesta de racionalización de los horarios formulada por el PP se transformaba en 'Rajoy quiere prohibir la siesta'.

La conciliación es el mejor afrodisíaco

No, Edelmira Barreira no va llamar a su puerta para sugerirle innovaciones con las que animar su vida conyugal como si de una sexóloga de la televisión se tratase. España quiere más bebés, como afortunadamente medios como Quartz recogen de forma rigurosa, y la manera de conseguirlo es ofrecer soluciones de estabilidad, conciliación y política social que animen a las familias a tener más hijos

El objetivo es el de establecer una estrategia nacional, y a ese efecto Barreira ha conversado esta semana con Guillermo Martínez, consejero de Presidencia y Participación Ciudadana del Principado de Asturias, para delinear una serie de "buenas prácticas". Estas incluyen incidir en las políticas de Igualdad, corresponsabilidad entre empresa y administración para fomentar la conciliación o incentivar la repoblación de localidades rurales. 

"Es importante que las administraciones regionales trabajen conjuntamente en un compromiso sólido y permanente para adaptar nuestra sociedad a los cambios demográficos que estamos viviendo y convertirlos en oportunidades cuando sea posible y evitar problemas cuando sea necesario" - explicaba Barreira al término de un encuentro de similares características en Castilla y León, y cuyas imágenes se reproducen ahora en los diarios ingleses con el titulo de "ZARINA DEL SEXO" impreso a grandes letras.