Cuenta Francisco Martí (23) que el instituto nunca le gustó. Mejor dicho, que nunca le gustó eso de estudiar por estudiar. "En mi etapa escolar estuve muy perdido. No me motivaba nada, solo jugaba al fútbol. No entendía eso de memorizar algo como si fuera un dogma solo para aprobar, y olvidarlo inmediatamente después. Me costaba y me perjudicaba bastante. Estuve muy atascado en esa época, pero al final pude terminar la ESO y Bachillerato. Ahora, en cambio, siento que estoy progresando muchísimo", cuenta este madrileño, en una entrevista con EL ESPAÑOL.  

Noticias relacionadas

Visto su poco éxito en el instituto, este joven tenía claro que no iría la universidad. Así que empezó a investigar qué otras vías tenía para seguir formándose y descubrió la Formación Profesional. Y en particular el grado superior de Administración y Finanzas que cursa ahora en uno de los centros de FP de la Universidad Camilo José Cela (UCJC), el módulo de dos años con más salidas profesionales en España.  

"Vi que coincidía mucho con mis ideas, era lo que realmente me gustaba: emprender, conocer empresas, cómo se desarrolla la actividad económica... Tenía muchas salidas y además te preparaba mucho más que una carrera. Te especializan en dos años y te preparan para salir a trabajar en cuanto terminas, es mucho más rápido", explica este estudiante. 

Pese a que a Francisco, en su caso, eligió la opción correcta; en España, todavía se premia socialmente a los universitarios en detrimento de los alumnos de Formación Profesional. Terminar una carrera, informalmente, sigue siendo sinónimo de éxito e inteligencia; y optar por un módulo, en cambio, se sigue traduciendo en fracaso y torpeza. Una discriminación que este alumno pudo comprobar cuando anunció que estudiaría Administración y Finanzas. "Eliges un grado superior y creen que has fracasado, pero no es así". 

La realidad, pese a lo que todavía muchos creen, es completamente distinta, sobre todo si el alumno quiere encontrar trabajo a corto plazo. Y 2020 ha sido el mejor ejemplo de ello. El año pasado fue el primero en el que los titulados universitarios dejaron de ser los candidatos más demandados por las empresas. Y es que el 40,1% de las ofertas laborales exige la formación profesional de grado medio o superior, frente al 33,7% que exige titulación universitaria, según el último informe de Infoempleo Adecco 2020. En otras palabras, hoy, una FP abre más puertas -laboralmente hablando- que una carrera universitaria. 

Administración y Finanzas 

Varios alumnos en una clase de la FP de Administración y Finanzas. UCJC

Una tendencia que no desentona con el interés de los alumnos, que han aumentado este año de nuevo hasta llegar a una cifra récord de 934.204 estudiantes. En total, 46.494 más que el curso pasado, un 5,2% más, según datos del Ministerio de Educación. La FP, de hecho, es la enseñanza que más crece en la última década (60,4%). 

No obstante, si los alumnos, una vez elegida esta opción, quieren apostar por lo más seguro. El Grado Superior en Administración y Finanzas es el que mayor tasa de inserción laboral tiene. Así lo demuestran los 109.149 contratos efectuados durante el 2020, según los últimos datos publicados por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). Esa fue una de las razones por las que Francisco Martí eligió esta FP, pero no la única, sino también por la formación que ofrecía su centro y la gran variedad de prácticas que podía hacer en su último año. 

Lo que no sabía tal vez es que sería uno de los primeros alumnos que cursaría Administración y Finanzas en la Universidad Camilo José Cela (UCJC). Y es que se trata del primer año que este centro de enseñanza privado oferta esta formación profesional. "Observamos que era uno de los módulos que más había crecido; un ciclo con una demanda clara de profesionales de este ámbito y que encajaba perfectamente en nuestro centro puesto que teníamos a unos profesionales que podían conformar una oferta formativa clara y homogénea", cuenta la directora del Centro de Estudios de Formación Profesional de la UCJC, María Jesús Retana

En esta primera promoción, han tenido un total de siete alumnos. Pero visto el éxito del primer año, según cuentan desde la universidad, están "notando" una gran demanda de cara al próximo curso. Pero ¿cómo es el módulo de Administración y Finanzas?; ¿qué salidas laborales tiene?; ¿cuánto se cobra? 

15.000-18.000 euros 

En una clase de Photoshop. UCJC

"Lo cierto es que quien estudie Administración y Finanzas va a tener asegurado un trabajo. El apoyo administrativo, la gestión financiera, elaborar presupuestos y contrataciones, gestionar el personal... todo esto es muy importante dentro de una empresa.

El graduado podrá encontrar empleo en el sector de la logística, los RR.HH, la contabilidad, el ámbito comercial o la comunicación, pero también en la Administración Pública, por ejemplo, estudiando unas oposiciones", cuenta Soledad Cirujano, coordinadora de esta FP. Las ofertas de empleo que demandan esta titulación oscilan entre los 15.000 y los 18.000 euros. Sin embargo, este módulo no solo sirve para encontrar empleo, advierte, sino también para hacer de puente con la universidad, accediendo a ella con la nota media que el alumno obtiene en este grado superior de dos años. 

Entre las asignaturas que conforman la oferta educativa está Comunicación y Atención al Cliente, Ofimática, Gestión de RR.HH y el Talent Program. Este último se trata de una especia de trabajo de fin de curso en el que los estudiantes deben solucionar un problema real a una empresa. "Lo que queremos es que, cuando llegue a la empresa, el alumno sepa hacerlo todo. De este modo, aunque no tengan experiencia, ganan competencias, saben trabajar en equipo... Este curso ha surgido, además, una iniciativa emprendedora, han creado una aplicación informática", cuenta Soledad. 

Se refiere al proyecto de Francisco Martí, uno de los mejores alumnos de esta primera promoción, según cuentan desde la UCJC. Junto a sus compañeros, este madrileño diseñó desde cero una aplicación de turismo adaptada a la realidad de la pandemia. Por un lado, controlaba las aglomeraciones en determinados lugares y advertía al usuario; y por otro, hacía del mejor guía turístico a través de un avatar en el teléfono. 

Emprender

—P. ¿Qué es lo que os enseñan en las distintas asignaturas de la FP?

—R. (Francisco) Sobre todo a actuar en el momento, a solucionar un problema rápidamente. En Comunicación al Cliente nos enseñan qué tipos de clientes hay, cómo tratar con ellos... En RR.HH, qué decisiones se deben tomar para salvar una empresa, por ejemplo, afectada por la pandemia. Si habría que diversificar el negocio, cerrar temporalmente, vender... 

—P. ¿Qué te planteas hacer en el futuro?

—R. A mí me gustaría seguir estudiando. Mi idea es meterme en el grado universitario de Empresas y Tecnología. Y de cara al empleo, me gustaría emprender, desarrollar ideas, escuchar a la gente, poder estar siempre en ese ambiente de progreso. No descarto tampoco trabajar en bolsa, pero eso requiere de mucha más formación.