Hilda y Hugo en una captura de la televisión local

Hilda y Hugo en una captura de la televisión local

Reportajes

Una pareja de ancianos, abandonada por su propio hijo en un bar tras ser desahuciada

El hijo, que vivía también con ellos, los dejó en un bar cuando abandonaron su casa, se marchó y nunca volvió a por ellos.

Una pareja de ancianos ha sido abandonada por su hijo, con el que vivían, después de que fuesen desahuciados. Tras dejar atrás su casa, la familia se refugió en un bar, lugar en el que su hijo les abandonó a su suerte hasta que intervino la policía.

Este hecho ha tenido lugar este miércoles en Rosario (Argentina) y ha conmocionado a todo el país. Hugo, el padre de 92 años, e Hilda, su madre de 86, habían sido desahuciados esa misma mañana de su vivienda, la cual dejaron sin oponer ninguna resistencia. Con ellos estaba su hijo, quien también residía con ellos. Su nombre, por el momento, se desconoce.

Los tres se trasladaron en taxi a un bar cercano, sin tener lugar previsto para cobijarse. Allí, él les abandonó y nunca regresó a por ellos.

Los empleados del establecimiento, al ver que los padres llevaban toda la tarde esperando, llamaron a la policía para intentar localizarlo. Los ancianos no tenían ningún número de teléfono al que contactar a su hijo.

Registrando la vivienda y preguntando a los vecinos, los agentes consiguieron dar con Raúl, su otro hijo, quien declaró ante medios locales que no tenía constancia de que sus padres tenían tanta deuda y de que serían desahuciados de manera tan precipitada. También explicó que casi no tenía contacto con su hermano y que los números de teléfono que tenía guardados en su agenda "no estan en uso".

Mientras la policía continua buscando al hijo desaparecido, los padres se han mudado con su otro hijo, quien les ha acogido.