En la horchatería de ‘El tío Ché’ presumen, con razón, de ser centenarios. Pero también podrían hacerlo por llevar mucho tiempo al servicio (de todo) el público, por acoger en sus mesas a nacionalistas (españoles, catalanes o de donde sea), a independentistas y a quien quiera acercarse a pasar un buen rato. Por todo eso, a lo largo de su historia, no ha tenido ningún tipo de problema. Este lunes, sin embargo, en el establecimiento se han levantado con llamadas de periódicos, de radios y de televisiones. ¿El motivo? Los separatistas, a través de las redes sociales, han promovido un boicot tras la visita de Inés Arrimadas, número uno por Barcelona en las Elecciones Generales, para tomarse una “leche merengada” (tres euros el tamaño mediano). 

Noticias relacionadas

“No vamos a hacer ninguna declaración”, cerraban la polémica al ser preguntados por EL ESPAÑOL. No imaginaban que la visita de Inés Arrimadas fuera a ponerlos en la diana. Porque, a través de las redes sociales, muchos independentistas se han ido sumando al boicot. “Si le ríes las gracias a los fascistas, ni un duro más, hipócrita”, escribía Jordi Amadó, tuitero, alentando para que nadie acuda al establecimiento.  Y Samfaina, con un mensaje similar, también llamaba al boicot: “Saben mucho sobre Postureo… El 8 de marzo, se llenan la boca con la huelga feminista, pero no hacen nada (…) Ahora le ríen las gracias a la grosera de Arrimadas, de Ciudadanos. Sólo quieren que nos aplasten y nos sometan. Ya he visto suficiente. Boicot total”, escribía. 

A ellos, se les han sumado muchos otros con la misma tendencia: 

Poco les ha importado a los independentistas que, habitualmente, cualquier visita hecha al barrio de Poblenou (Barcelona), donde está situada la horchatería, acabe en el establecimiento de Teresa. De hecho, Inés Arrimadas no ha sido la única. Ada Colau, Manel Valls, Jaume Collboni o Ernest Maragall han pasado por allí en diferentes épocas sin armar revuelo. Pero, ante la asistencia de la número uno por Cataluña al Congreso y Celestino Corbacho, los separatistas no se han comportado de la misma manera. 

En estas visitas, Teresa Moreno, propietaria del local, suele exponer las demandas de los comercios de la Rambla de Poblenou, haciendo valer las reivindicaciones del pequeño comercio. Esta vez, sin embargo, la visita de Inés Arrimadas ha puesto en evidencia la diferencia de comportamiento entre unos y otros. Poco importa que, además, la propia Teresa haya participado en encuentros en la librería Etcétera, donde se han presentado libros destinados a defender el procés y la independencia de Cataluña. 

Un movimiento que llega a menos de una semana de las Elecciones Generales que se celebrarán el próximo 28 de abril. Antes, eso sí, habrá dos debates: uno este lunes 22 de abril en TVE con Xabier Fortes como presentador y otro el 23 en Atresmedia con Vicente Vallés y Ana Pastor como conductores del mismo.