Camarero sirviendo alcohol en un bar

Camarero sirviendo alcohol en un bar EFE

Reportajes

Muere un joven en Murcia tras beberse una botella de ron y dos bebidas energéticas

Un joven de 30 años falleció durante el día de Año Nuevo tras beber una botella de ron y dos bebidas energéticas en Los Alcázares, Murcia. El equipo sanitario que se desplazó a la vivienda solamente pudo certificar la muerte del hombre.

Sobre las nueve de la noche del día 1 de enero, el teléfono de Emergencias 112 recibió la llamada de dos jóvenes, alertando de que su amigo se había desmayado en la terraza mientras tomaban unas copas.

Tras ingerir una botella de ron y dos bebidas energéticas, el fallecido avisó a sus amigos de que se encontraba mal y que iba a salir al balcón "para tomar el aire". Minutos más tarde, cayó al suelo. Estaba muerto.

Al verlo, los amigos avisaron a un vecino; pronto comprobaron que necesitaba asistencia sanitaria.

Una unidad médica de Emergencias (UME) y efectivos de Protección Civil se trasladaron al edificio, pero únicamente pudieron certificar el fallecimiento.

Más tarde, una unidad de la Policía Judicial y un forense de guardia del Instituto de Medicina Legal de la Región se desplazaron hasta la casa en la que sucedieron los hechos. A falta de que se realice la autopsia, todo parece indicar que la ingesta de alcohol combinada con la de bebidas energéticas pudo provocar la muerte.