Sofía Tato tenía 42 años, dos hijas y fue asesinada por su marido.

Sofía Tato tenía 42 años, dos hijas y fue asesinada por su marido.

Reportajes LA VIDA DE LAS VÍCTIMAS (XLI)

Sofía, acuchillada hasta la muerte por su marido delante de sus hijas

Tenía 42 años y era natural de Villabona (Guipúzcoa). Deja huérfanas a dos niñas de ocho y doce.

Noemí López Trujillo

Jueves 24 de agosto, primera hora de la mañana. Los vecinos del número 10 de la calle Escobar, en Arroyo de la Luz (Cáceres), oyen gritos y las voces de unas niñas: "Mamá, no te mueras". Son las hijas de ocho y doce años de Sofía Tato Pajares, de 42 años, y Santiago Cámara Padilla, de la misma edad. Cuando llega la Policía local ven que hay una mujer muerta y un hombre herido. El agresor queda detenido y le trasladan al hospital San Pedro de Alcántara. Presenta varias heridas en el tórax producidas por arma blanca. Poco después, Emergencias confirma que está en la UCI, que sigue detenido, pero que está estable y fuera de peligro.

Las autoridades también confirmaron que Sofía Tato había sido acuchillada; cuando llegaron solo pudieron confirmar su muerte. El caso, según la Delegación del Gobierno de Extremadura, está siendo investigado por la Guardia Civil: se baraja que él pudiese herirse a sí mismo para simular que la atacó en defensa propia; también que ella le atacase defendiéndose para no morir. La Delegación no descarta ninguna hipótesis, pero tanto el Ministerio de Servicios Sociales e Igualdad como la Junta de Extremadura lo han calificado como un nuevo caso de violencia machista: Sofía es la cuadragésimo primera víctima mortal de 2017. Las hijas, según han confirmado fuentes de la investigación, estaban presentes durante el crimen.

Sofía Tato Pajares tenía 42 años y dos hijas.

Sofía Tato Pajares tenía 42 años y dos hijas.

De hecho, la portavoz de la Junta, Isabel Gil Rosiña, que participó en el minuto de silencio por el asesinato de Sofía, expresó que la institución se personará en el caso para ejercer la acción popular, tal y como establece la Ley de Igualdad autonómica.

Sofía Tato deja huérfanas a dos niñas de ocho y doce años. Se conoce que era trabajadora del hogar (ama de casa) y que era procedente de Villabona (Guipúzcoa). Se mudó a Arroyo de la Luz hace casi dos décadas, tras conocer a Santiago y casarse, donde él había nacido y crecido. Allí él ejercía como albañil.

Las autoridades han destacado que no había denuncias previas por maltrato, aunque como ya explicó la psicóloga Ana Ruiz a EL ESPAÑOL, "a veces se tiene la falsa creencia de que las mujeres maltratadas son sumisas". "Si no se atreven a denunciar o no saben detectar que son víctimas la culpa nunca es de ellas, el fallo no es de ellas", añadía. Las estadísticas apuntan que menos de la mitad de las mujeres asesinadas habían denunciado a su agresor.

Como explicaba Marisa Fernández Gálvez, abogada y responsable de la comisión de Igualdad en Dones Juristes, las mujeres no denuncian "por falta de recursos institucionales [algo que los diferentes partidos políticos reconocieron en la subcomisión para llegar a un Pacto de Estado contra la violencia machista], pero también "por vergüenza, por el deterioro psíquico causado por el maltrato continuado, por miedo al agresor y a no ser creídas, porque no quieren perjudicar al agresor, porque solo quieren vivir tranquilas".

Sofía Tato Pérez, de 42 años, es la cuadragésimo primera mujer asesinada por un hombre desde que comenzó el año. En España, en 2017, también han sido asesinadas Matilde de Castro, de 44 años; una mujer de 25 años cuyo nombre se desconoce; Blanca Esther Marqués, de 48; Toñi García Abad, de 33 años; María de los Ángeles, de 77 años; Virginia Ferradás, de 55 años; Cristina Martín Tesorero, de 38 años; Ana Belén y Ana, madre e hija de 46 y 18 años; Carmen González Ropero, de 79 años; J.D.L.M., de 40 años (solo se conocen las iniciales); Laura Nieto Navajas, de 26 años; María José Mateo García, de 51 años; Leidy Yuliana Díaz Alvarado, de 34 años; Margaret Stenning, de 79; una mujer de 91 años cuyo nombre se desconoce; Mariló Correa Pérez, de 47 años; Gloria Amparo Vásquez, de 48 años; Erika Lorena Bonilla Almendárez, de 32 años; Yurena López Henríquez, de 23 años; María Victoria Zanardi Maffiotte, de 44; Ana María Rosado, de 42 años; Andra Violeta Nitu, de 24 años; Raquel López, de 45; María del Rosario Luna, de 39 años; Eliana González Ortiz, de 27 años; Ana Hilda Linares Báez, de 55 años; Susana Galindo Moreno, de 55 años; Beatriz Ros García, de 30 años; Valentina Chirac, de 37; Encarnación Barrero Marín, de 39; Encarnación García Machado, de 57 años; Fadwa Talssi, de 29; Donna Cowley, de 47 años; Maria del Carmen Carricondo Reche, de 66; María Raquel Castaño Urbán, de 63 años; Ana Belén García Pérez, de 38; Marisela Arauz, de 48 años; Irina G., de 38; así como Catalina Méndez García, de 48 años.

En total, la serie 'La vida de las víctimas' contabiliza 41 mujeres asesinadas. EL ESPAÑOL está relatando la vida de cada una de estas víctimas de un problema sistémico que entre 2003 y 2016 ya cuenta con 872 asesinadas por sus parejas o exparejas.