El Español
Vivir
|
Escapadas

Rincones de Galicia: Cecebre, un gran embalse y un bosque muy animado

Próximo al núcleo urbano coruñés se encuentra Cecebre, una pequeña parroquia que guarda dos de los mejores secretos del municipio de Cambre: un gran embalse y un bosque de película que parece estar encantado.
Embalse de Cecebre
cambre.es
Embalse de Cecebre
Ofrecido por:

A 4 kilómetros de Cambre, la capital del municipio, se encuentra la parroquia de San Salvador de Cecebre, un tranquilo emplazamiento rural con 14 entidades de población y menos de 1.400 habitantes, conocido por el embalse y la fraga que llevan su nombre, que son los puntos más reseñables de esta localidad. 

Embalse de Cecebre, observatorio de aves

El embalse o encoro de Abegondo-Cecebre tiene una gran importancia para la ciudad de A Coruña y su área metropolitana, ya que abastece la zona de agua potable en su totalidad. Además regula el caudal de los ríos Mero y Barcés que riegan Cecebre y acoge a numerosas aves acuáticas, muchas de ellas migratorias, por lo que se convirte en un perfecto lugar para el avistamiento de aves. 

Aves en el embalse  cambre.es

Aquí moran, de forma fija o temporal, especies tan interesantes como el águila pescadora, el somormujo lavanco o la garceta grande, que conviven con anátidas, gaviotas de varias especies y cormoranes grandes. La mejor manera de contemplar esta gran variedad de aves es acercarse a los observatorios ornitológicos de Piadela y Crendes, desde donde disfrutar de la presencia de estos animales y obtener inmejorables fotografías.  

El embalse de Cecebre se construyó en 1975, ocupa una extensión de 493,41 hectáreas y su entorno es considerado LIC (Lugar de Importancia Comunitaria) desde 2006. Hay una ruta a pie que rodea el embalse y nos lleva hasta la aldea de Cecebre y el cercano molino de Peiraio, disfrutando así de un paseo a las orillas del río y a los pies del bosque de ribera que lo acompaña. 

Observatorio ornitológico  turismo.gal

Lo recomendable es comenzar este recorrido a pie desde la aldea de Crendes, donde avistar azores comunes y pequeños gorriones molineros. En su observatorio hay una gran perspectiva de la llamada “cola del río Mero”, llena de anátidas, garcetas y águilas pescadoras. Seguiremos camino dirección Orto de Arriba, alcanzando después la cola del río Barcés hasta llegar a la misma presa, zona de milanos negros y lavanderas cascadeñas. 

Tomando el desvío hacia el segundo observatorio, el de Piadela, remataría nuestro camino por el embalse de Cecebre, en un completo paseo que nos permite disfrutar de las aves en ruta ornitológica y de la naturaleza verde del entorno.

Fraga de Cecebre, un bosque muy animado

Fraga de Cecebre  cambre.es

Al internarnos en la espesura de la Fraga de Cecebre pensaremos estar en el interior de un bosque mágico, quizá por la enorme biodiversidad que lo rodea, con una vegetación formada por robles, castaños, sauces y abedules, así como una gran variedad de plantas, arbustos y helechos, algunos de buen tamaño. Aquí el verdor está garantizado, debido a la cercanía de la fraga con el río y la cantidad de sol que recibe. 

No es extraño, pues, que el mismo Wenceslao Fernández Flórez se inspirara en este bello espacio natural para escribir El Bosque animado, una de las mejores crónicas de la Galicia rural, publicada en 1943 y llevada al cine por José Luis Cuerda en 1987. Es fácil imaginar a uno de sus protagonistas, Fendetestas, ocultándose entre el bosque, donde animales, personas y plantas se funden en perfecta armonía. 

Detalle de la Fraga  cambre.es

“Aquel día el bosque, decepcionado, calló. Al siguiente entonó la alegre canción en que imita a la presa del molino. Los pájaros volvieron. Ningún árbol tornó a pensar en convertirse en sillas y en trincheros. La fraga recuperó de golpe su alma ingenua, en la que toda la ciencia consiste en saber que de cuanto se puede ver, hacer o pensar, sobre la tierra, lo más prodigioso, lo más profundo, lo más grave es esto: vivir” (Fragmento de El Bosque animado).

En esta zona encontramos una breve ruta de senderismo, el Aula da Natureza de Crendes, donde ampliar información sobre la fraga y el embalse y la casa museo de Wenceslao situada en Villa Florentina, residencia de verano del escritor. Alberga una exposición permanente de obras y objetos personales, así como una biblioteca y utensilios de la época del autor, además de servir como foro donde se realizan interesantes actividades relacionadas con la música, el teatro y la literatura. 

Otras visitas en Cecebre y alrededores

Iglesia románica de Cambre  cambre.es

Algunos puntos de interés en Cecebre y sus inmediaciones nos llevan hasta la población de Cambre, con su bella iglesia románica del s.XII, una de las representaciones más importantes del románico gallego del Medievo. Muy cerca, el yacimiento romano, importantes restos arqueológicos que corresponden a parte de una villa romana del Bajo Imperio, integrados en el Museo Arqueológico de Cambre

Como rutas destacadas, la que permite recorrer Cambre a pie siguiendo la PR-G 17, que nos lleva por los principales puntos del municipio. O el Paseo Fluvial del río Mero, que se prolonga desde el embalse de Cecebre hasta su desembocadura en la Ría do Burgo.

Emma Sexto

https://unmundoinfinito.com/
TEMAS:
Vivir