El Español
Vivir
|
Con niños

Los niños toman la palabra en el pleno infantil del Concello de A Coruña

Los alumnos de seis centros educativos de la ciudad herculina expusieron sus preocupaciones y reivindicaciones a la alcaldesa en una sesión plenaria muy especial
18:05 · 20/11/2019
Concello
Alumnos de colegios de A Coruña posan junto a la alcaldesa

Hoy los concejales del Concello de A Coruña han cedido sus asientos en el salón de plenos a los más pequeños. Los niños han tomado la palabra en el Palacio de María Pita, y lo hicieron hablando alto y claro sobre lo que les preocupa y sobre cómo ven la ciudad.

El pleno infantil ha tenido lugar con motivo del 30 aniversario de la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de los Niños. A pesar de la existencia de dicho tratado, los escolares dicen que queda mucho por hacer pues "nuestros derechos no se cumplen en todas las partes del mundo".

La alcaldesa Inés Rey y el concejal de Educación, Jesús Celemín, presidieron esta mañana este pleno infantil en el que estudiantes de seis centros educativos de la ciudad expusieron sus preocupaciones y reivindicaciones.

Los participantes le hicieron a la alcaldesa preguntas sobre la conciliación
familiar, la participación de los niños en la toma de decisione
s, la movilidad, la inclusión o el acoso escolar, entre otros asuntos.

Las preocupaciones de los escolares

Rey les explicó el funcionamiento de los plenos y fue dándoles el turno de palabra a los más pequeños. Entre las peticiones de los alumnos, el portavoz del colegio San Francisco Javier ha pedido un "apartado en el 010", que la regidora se compromete a estudiar.

La vida saludable también se coló en la orden del día. Los niños del colegio Víctor López Seoane pidieron menús escolares más saludables y fueron dibujando un listado de peticiones desde un ascensor para el colegio, un aparcamiento para los patinetes, una pérgola...

Cuando llegó el turno de los "concejales" de Escolapios- Calasansz, el debate se centró en la igualdad y en la lucha contra la pobreza. Los Escolapios, por su parte, le solicitaron a Inés Rey “que todos los niños y niñas puedan participar en las actividades del Concello sin importar su origen”. El
botellón o el acoso escolar
son otras de las preocupaciones para los más pequeños.

Para ellos, el Concello preparará alternativas de ocio que sirvan “para alejarlos del alcohol y las drogas", señaló la alcaldesa.



Vivir