El Español
Actualidad
|
A Coruña

El gobierno de A Coruña no pidió a Tranvías reforzar los buses por el concierto de Luis Fonsi

La Compañía de Tranvías coruñesa da explicaciones tras las quejas en redes por las aglomeraciones y los problemas para llegar al penúltimo concierto del verano en María Pita
Una abarrotada plaza de María Pita para el concierto de Luis Fonsi
Cedida
Una abarrotada plaza de María Pita para el concierto de Luis Fonsi
Ofrecido por:

El concierto de Luis Fonsi en María Pita, que congregó a más de 30.000 personas en la plaza del ayuntamiento coruñés, ha estado rodeado de cierta polémica por el colapso en el tráfico de la ciudad para acceder a él, y por cómo el transporte público coruñés no fue capaz de dar servicio a muchos usuarios: tanto por ir los buses llenos como por el embotellamiento del tráfico para llegar a María Pita.

Ante las numerosas quejas en la red social Twitter, el perfil oficial de la Compañía de Tranvías de La Coruña ha respondido a numerosos usuarios explicando el punto de vista de la compañía: Tranvías no puede alterar las frecuencias y los horarios de los buses y poner servicio de refuerzo salvo por petición expresa del ayuntamiento, algo que no ha sucedido. El gobierno local de A Coruña no previó la alta demanda de transporte público, por lo que los buses de la compañía funcionaron con las frecuencias y horarios normales: los de un día festivo.

Tranvías de A Coruña se defiende en redes: "los buses no tienen alas"

La cuenta oficial de la compañía de autobuses ha explicado también que, por muchos buses que se hubiesen puesto, el problema del atasco se habría dado igualmente, al carecer la ciudad de un carril bus, y también "mientras los buses no vengan equipados con alas".

En la ciudad en estos momentos no hay ningún carril para uso exclusivo del transporte público como sí ocurre en otras urbes, por lo que los autobuses están sujetos a las mismas circunstancias de tráfico que el resto de vehículos de A Coruña. En el caso de ayer, el alto interés por el concierto, unido a la vuelta de mucha gente de fines de semana de puente o incluso de sus vacaciones, hizo que Alfonso Molina tuviese importantes retenciones al final de la tarde.

Actualidad