Dinamarca declara la emergecia energética por varias fugas en el mar Báltico Sara Fernández

Europa

Sospechas de sabotaje en el Nord Stream: Suecia detectó dos explosiones antes de las fugas

La operadora del gasoducto Nord Stream afirma que los daños "no tienen precedentes". Los círculos de seguridad en Alemania apuntan al sabotaje. 

27 septiembre, 2022 17:32

Las sospechas de un posible sabotaje por parte de Rusia planean sobre tres fugas en los gasoductos Nord Stream 1 y 2 detectadas por Dinamarca y Suecia. Las autoridades danesas han declarado la emergencia en el sector energético y gasístico ya que estas fugas de gas son "muy peligrosas para el tráfico marítimo y aéreo".

Durante la madrugada de este martes, las autoridades han detectado dos fugas Nord Stream 1 que han provocado la caída de la presión del gasoducto, bajando de golpe de 105 bares a 7 en uno de ellos. Dinamarca ha pedido a los barcos que se mantengan alejados de un radio de cinco millas náuticas frente a la isla de Bornholm, en el mar Báltico, y ha prohibido a los aviones sobrevolar la zona. 

A estas sospechas se suma la Red Nacional Sísmica de Suecia, que ha detectado dos explosiones en la zona, previas a las fugas. En declaraciones a la televisión pública SVT, Bjorn Lund, profesor de la Red Nacional Sísmica sueca, ha explicado que las estaciones de medición ubicadas en el sur de Suecia registraron las explosiones, la primera en la madrugada del domingo al lunes y la segunda ya en la tarde del lunes. 

El origen de las fugas está siendo ya investigado, mientras algunos líderes europeos como el primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, o su homóloga danesa, Mette Frederiksen, han dejado caer la posibilidad de que el gasoducto haya sido saboteado por la propia Rusia. 

"Podemos ver claramente que es un acto de sabotaje, un acto que probablemente marca la siguiente etapa en la escalada de la situación a la que hacemos frente en Ucrania", ha dicho Morawiecki, según recoge la agencia estatal polaca de noticias, PAP.

"Es algo inusual y me gustaría decir que nosotros, como parte del Gobierno y las autoridades, nos lo tomamos muy en serio", ha señalado en la misma línea la primera ministra danesa. El asesor de la Presidencia ucraniana, Mijailo Podoliak, ha señalado en Twitter que Rusia, con este "acto de agresión", quiere "desestabilizar la situación económica" en Europa y "provocar el pánico antes del invierno". La "mejor respuesta", a su juicio, pasa por enviar más ayuda militar a Ucrania.

Ucrania ha ido más allá y ha acusado a Rusia de perpetrar "un ataque terrorista planeado". El asesor de la Presidencia ucraniana, Mijailo Podoliak, ha señalado en Twitter que Rusia, con este "acto de agresión", quiere "desestabilizar la situación económica" en Europa y "provocar el pánico antes del invierno". La "mejor respuesta", a su juicio, pasa por enviar más ayuda militar a Ucrania.

"Es un agujero grande"

"Esto no es una fisura, es un agujero realmente grande", ha asegurado el director de la Agencia Danesa de Energía al medio danés Berlingske. "Puede ser un acto deliberado, pero también puede ser otra cosa. Es extremadamente raro que algo así suceda y  cuando sucede tres veces en muy poco tiempo hay motivos para preocuparse", ha proseguido. 

[Qué empresas ganan con la guerra en Ucrania: Glencore con el carbón, Gazprom con el gas y las grandes petroleras]

Este incidente se produjo poco después de que se detectara en la noche del domingo una fuga en uno de los hilos del Nord Stream 2, también en la zona económica exclusiva danesa, pero en esta ocasión al sureste de la isla de Bornholm.

Estos dos gasoductos no bombeaban gas a Europa y estaban cerrados -uno de ellos por decisión de Rusia como respuesta a las sanciones de la UE a la guerra y el otro por la negativa de Alemania a abrirlo-.

¿Posible sabotaje?

Las autoridades han detectado un "gran campo de burbujas cerca de Bornholm", según ha confirmado el portavoz de Nord Stream, Ulrich Lissek.

Si bien ya se habla de un posible sabotaje de Rusia, se desconoce qué ha provocado estas filtraciones y la operadora de los gasoductos Nord Stream 1 y Nord Stream 2 -Nord Stream AG, con sede en Suiza- ha calificado de "sin precedentes" los daños que han sufrido simultáneamente tres tuberías de estas dos infraestructuras. "Es imposible prever cuándo se restaurarán", advierten. 

Según Reuters, citando a una fuente de seguridad europea, "hay indicios de que ha habido daño deliberado" en los gasoductos del Nord Stream, aunque agregó que aún era demasiado pronto para sacar conclusiones. "Ahora nos tenemos que preguntar: ¿Quién se beneficiaría?".

Desde Rusia, que construyó la red, no descartan tampoco el sabotaje. "No se puede descartar ninguna versión", ha dicho este martes el portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov. "Estamos muy alarmados", ha añadido. 

Por su parte, desde la Comisión Europea, el portavoz jefe del Ejecutivo comunitario, Eric Mamer, ha pedido "no especular" sobre si es sabotaje o no porque, por ahora, "no hay información sobre los elementos para determinar cuál es la razón de las fugas".  La Comisión Europea subraya que no hay peligro para la seguridad del suministro. 

Alemania habla de "ataque dirigido"

Informaciones procedentes de círculos de seguridad en Alemania sostienen que hay muchos indicios que apuntan a que los dos gasoductos fueron dañados deliberadamente en un acto de sabotaje, asegura el diario Tagesspiegel.

"Nuestra imaginación ya no puede concebir un escenario que no sea un ataque dirigido", cita al periódico una fuente anónima de círculos del Gobierno y de las autoridades federales, que añade que "todo habla en contra de una coincidencia".

Alerta también en Suecia

Las autoridades de Suecia también han emitido una advertencia por estas dos fugas." Hay dos fugas en Nord Stream 1 -que conecta Rusia por Alemania por el mar Báltico pero que no bombea gas hace semanas-, una en la zona económica sueca y otra en la danesa. Están muy cerca la una de la otra", ha confirmado un portavoz de la Administración Marítima sueca a Reuters. 

Nord Stream 2, lleno pero nunca abierto

Por su parte, el Gobierno de Alemania ha confirmado la caída de presión en el Nord Stream 2, una canalización terminada, no inaugurada y llena de gas, pero por la que nunca se ha importado este combustible después de que Berlín suspendiera el proceso de aprobación poco antes de la guerra de Ucrania y descartara su puesta en marcha.

De hecho, la decisión de Alemania de bloquear el flujo de gas por este gasoducto fue en respuesta al reconocimiento por parte de Moscú de las autoproclamadas repúblicas populares de Donetsk y Lugansk, en el este de Ucrania, en febrero.

Nord Stream 1, cerrado por Putin

En lo que respecta al Nord Stream 1, con una capacidad de 55.000 millones de metros cúbicos de gas al año, su flujo fue detenido por Rusia el pasado 2 de septiembre de forma indefinida. 

[Gazprom recorta las entregas de gas a la francesa Engie por un "desacuerdo" en la aplicación de contratos]

Se suponía que el gasoducto se reabriría el 3 de septiembre tras las reparaciones de una fuga de aceite en su única turbina operativa, sin embargo, no puede ser reparada por Gazprom, que controla la infraestructura, debido a las sanciones occidentales, una decisión que para la Unión Europea es un claro chantaje a Europa con el gas como arma. 

De hecho, esta decisión Gazprom llegó apenas unas horas después de que los ministros de Finanzas de los países del G7 (Estados Unidos, Alemania, Francia, el Reino Unido, Italia, Canadá y Japón) decidieran imponer un tope -es decir, poner un precio límite- a las exportaciones de petróleo ruso. El objetivo de esta medida es evitar que el Kremlin se haga con cuantiosos ingresos a medida que aumenta el precio del barril de crudo.

Guerra Rusia -Ucrania