Imagen de uno de los restos del puente Morandi

Imagen de uno de los restos del puente Morandi Reuters

Europa Puente Morandi

Tragedia en Génova: "Esta mañana pasé por el puente y temblaba más de lo normal"

Un camión junto al precipicio que ha esquivado por unos segundos el vacío, escenas de pánico e incredulidad. Italia está conmocionada por el desplome del viaducto de la autopista A10 a su paso por la ciudad de Génova. "Una inmensa tragedia", según el ministro de Transportes italiano en la que las víctimas mortales y los heridos se cuentan por decenas.

"¡Oh Dios mío!", se escucha exclamar en una de las grabaciones que han registrado el momento en el que el puente Morandi se ha venido al suelo por completo. La infraestructura, construida entre 1963 y 1967, se ha desplomado sobre un valle habitado en el que hay numerosas viviendas y otras carreteras.

En concreto, la zona afectada está en los distritos de Sampierdarena y Cornigliano. Un testigo de los sucedido dijo a la televisión Sky Italia que vio al menos a "ocho o nueve" vehículos en el puente cuando colapsó en lo que dijo era una "escena apocalíptica". Al margen del número de vehículos que hayan podido resultar afectados, hay imágenes que muestran cómo restos del puente han caído sobre casas cercanas. 

Por ahora se desconoce si las víctimas eran todas conductores que pasaban por el viaducto o si hay afectados entre los vecinos cercanos al lugar del suceso. 

Bomberos atienden en derrumbe en un viaducto en Génova

Algunos conductores habituales de este viaducto han recordado a la prensa italiana que las "oscilaciones" eran habituales al transitar por el puente Morandi. "Esta mañana tuve la sensación de que el puente temblaba mucho más de lo normal. Pasé por el viaducto 20 minutos antes de se viniera abajo", ha asegurado el conductor Maurizio Ruggiero al diario Il Secolo.

Ante las dudas sobre la seguridad de esta infraestructura, el responsable de las autopistas de italia, Giovanni Castellucci, ha garantizado a la cadena de televisión RAI que el puente "no era peligroso".  

El puente Morandi, de más de un kilómetro de largo y 90 metros de alto, soporta una gran intensidad de tráfico y es además un lugar de paso obligado para los turistas que entran a Italia por la frontera francesa de Ventimiglia.