Unas velas conmemoran a las víctimas pocas horas después del ataque en Finlandia.

Unas velas conmemoran a las víctimas pocas horas después del ataque en Finlandia. Reuters

Europa Terrorismo

Un joven marroquí, sospechoso del ataque con dos muertos en Finlandia

El autor material sería Abderrahman Mechkah. La policía investiga una posible vinculación con los atentados de Barcelona.

J.M.G.

La policía finlandesa ha identificado al autor del ataque con cuchillo el pasado viernes en la ciudad de Turku, al suroeste del país, y que acabó con la vida de dos personas y ocho heridos. Se trata de Abderrahman Mechkah, un joven marroquí de 18 años que actualmente está ingresado en un hospital después de que los agentes le dispararan en la pierna.

Se espera que comparezca en vídeo ante la justicia este jueves acusado de terrorismo. Tal y como se desarrollaron los acontecimientos, la policía cree que Mechkah tenía a las mujeres como blancos, ha señalado la policía. "Parece que el sospechoso eligió a las mujeres como sus objetivos, porque los heridos fueron atacados cuando trataron de ayudar o evitar los ataques", ha señalado Crista Granroth, de la Oficina Nacional de Investigación.

La policía detuvo a otros cuatro hombres marroquíes por posibles vínculos con el ataque. La radio YLE ha explicado que Mechkah llegó a Finlandia el año pasado y vivía hasta hace poco en un centro de acogida de solicitantes de asilo. No obstante, al sospechoso le había sido denegado al residencia, aunque la policía recalcó que sólo había sido "parte del proceso de asilo", según The Independent.

Además de las otras cuatro detenciones, se ha emitido una orden de registro internacional para un sexto sospechoso. No obstante, ningún grupo se ha atribuido la autoría del ataque, aunque la policía está investigando posibles vínculos los atentados de Barcelona.

Héroe accidental

Uno de las heridos, el médico británica Hassan Zubier, tomó un minuto de silencio el pasado sábado en honor a las víctimas en un acto realizado en la plaza del mercado de Tuku, según la BBC.

Todavía está recibiendo tratamiento en el hospital por las heridas de la puñalada, aunque ha aparecido en una silla de ruedas. "No soy un héroe, hice lo que me enseñaron", ha señalado Zubier, que había acudido en ayuda de una de las mujeres que murió más tarde.

Hassan Zubier durante el acto de homenaje a las víctimas del ataque.

Hassan Zubier durante el acto de homenaje a las víctimas del ataque. Reuters